27/10/2021
Elecciones 2021

Por el saneamiento de los barrios de José C. Paz, ¡metamos a Sandra Becerra en el Concejo!

Si entra el Frente de Izquierda Unidad, entran los reclamos populares.

En un país donde, contra lo que prometían Alberto Fernández y Cristina Kirchner, sigue creciendo desde años la pobreza, José C. Paz se encuentra por debajo de la media en todos los indicadores que dan cuenta de la satisfacción de las necesidades básicas en las localidades del conurbano bonaerense (agua potable, cloacas, gas natural, hacinamiento, basurales a cielo abierto, infraestructura), según un estudio del IPS (Índice del Progreso Social) patrocinado por el propio gobierno de la provincia de Buenos Aires. En este cuadro, tras dos décadas de gobierno del peronismo con Mario Ishii como intendente del distrito, vivimos un verdadero desastre en materia ambiental.

El déficit en el tratamiento de la basura merece una atención inmediata. Hace años los vecinos del barrio San Atilio vienen reclamando el cierre del enorme basural a cielo abierto de la zona, que es utilizado por el propio municipio y distintas empresas privadas como tiradero de toda clase de desechos contaminantes, afectando no solo a los paceños sino también a los distritos vecinos. A este gigantesco basural se le suman cientos de micro (y no tan micro) basurales en cada barrio, en cada baldío o esquina, producto de un servicio de recolección de basura ineficiente que no llega en tiempo ni en extensión territorial por falta de personal y de infraestructura.

Son las consecuencias del ajuste que pactan en el Concejo Deliberante paceño el oficialismo y oposición cambiemita, mientras hacia afuera posan como enemigos. Pero las Paso, junto con la derrota del gobierno como resultado de haber profundizado a niveles escandalosos el ajuste del macrista, dejaron una gran elección del Frente de Izquierda Unidad en el distrito que nos pone a tiro de que una luchadora de los barrios pueda ingresar por primera vez al Concejo: Sandra Becerra.

El FIT-U plantea todo un programa de los trabajadores para resolver los problemas ambientales de José C. Paz, a partir de los reclamos populares.

Empezando por el inmediato cese de toda actividad contaminante en el basural de San Atilio, el saneamiento y restitución del pulmón verde y humedal para la comunidad, y la declaración de ese predio como parque natural para su protección. También el saneamiento de todos los barrios que erradique las decenas de microbasurales que se cuentan en nuestra localidad.

La puesta en marcha de la recuperación y saneamiento del arroyo Pinazo, de su cauce, flora y fauna. Un camino de sirga al margen del arroyo que conecte la Avenida Lamas con la Ruta Nacional N°8, recuperando para la comunidad este espacio verde para la recreación y la actividad física. Vamos a pelear además por el inicio de un plan de separación diferencial de la basura domiciliaria, y la apertura de un centro de separación para el reciclaje de los residuos urbanos, que genere empleos en planta permanente para los desocupados y acabe con el martirio equino de la TAS, para atender las necesidades del área de ambiente, seguridad e higiene municipal.

Otros aspecto elementales son los reclamos de la apertura de un hospital veterinario público municipal, y campañas de esterilización masiva permanente en los barrios. La urbanización de los mismos, la obra pública necesaria en agua potable y cloacas, y el entubamiento de los arroyos que cruzan la traza urbana.

Para ello, planteamos la conformación de comités vecinales que incluyan a trabajadores municipales, de la salud, la educación, activistas ambientales, expertos y vecinos que monitoreen todas y cada una de las áreas afectadas al saneamiento, servicios y urbanización en el distrito.

La financiación de este programa de saneamiento ambiental debe sustentarse en la fijación de una compensación en materia de daños y perjuicios a la comunidad a todas las empresas responsables de la contaminación, y un gravamen extraordinario a las grandes rentas y fortunas.

Para fortalecer las luchas y los reclamos más sentidos de los barrios, es el momento que el Frente de Izquierda-Unidad ingrese al Concejo, para de la mano de Sandra Becerra tener ese recinto una banca que actúe como caja de resonancia de todas las luchas populares por obra pública, vivienda, trabajo y el saneamiento de los barrios.

También te puede interesar:

Sin ningún tipo de explicación dejó en la calle a 9 músicxs.
“Estas obras no resuelven las reales causas de las inundaciones.”
Se prepara una respuesta a esta política “nacional y popular”.
El intendente Rojas se “lava las manos”.
“El ajuste ya empezó”, señaló un funcionario del organismo financiero.