27/07/2021

¿Quién es Victoria Tolosa Paz?

Ligada a los Duhalde, a los Kirchner, a Scioli y a Alberto Fernández, la candidata tiene un prontuario de negocios con el Estado y con la especulación inmobiliaria.

Las alianzas electorales de cara a las Paso ya están inscriptas. En la coalición oficialista mucho se especuló sobre la candidatura a la primera diputación en la provincia de Buenos Aires, que no solo es epicentro del derrumbe social en el país, también ha sido uno de los principales cauces de las disputas internas en el Frente de Todos; y que dadas las mediciones que vaticinan un revés para el oficialismo en varias provincias estratégicas, la han vuelto la «madre de todas las batallas». El anuncio de la candidatura de Victoria Tolosa Paz le puso punto final a esta intriga, pero cabe preguntarse, ¿quién es y por qué fue electa candidata?

Tolosa Paz es una dirigente del PJ de La Plata. Su cercanía primeramente con Alberto Fernández, su amigo personal, pero también su buen vínculo con Cristina vino a “conciliar” al menos para el armado electoral en las internas del PJ bonaerense. Es también esposa de “Pepe” Albistur, otra figura de renombre entre Cristina y Alberto. Exsecretario de Medios de los Kirchner, es amigo del presidente al punto en que es el propietario legal del departamento de Puerto Madero donde este vivía hasta mudarse a la quinta de Olivos. Es también un hombre que estuvo ligado en las últimas décadas a todos los gobiernos del PJ.

La candidata bonaerense del Frente de Todos es actualmente concejala en La Plata y presidenta del Consejo Nacional de Coordinación de Políticas Sociales, un cargo al que fue promovida tras la asunción del gobierno de Alberto Fernández. Se trata entonces de una funcionaria que tendría que estar rindiendo cuentas por el 45% de pobreza en el país, ante la cual ni siquiera reúne el Consejo que preside, pero, por el contrario, el gobierno la ha premiado llevándola como candidata en el distrito de mayor pauperización social. Este «reconocimiento» se da también porque Tolosa Paz se ha vuelto una deliberada vocera del gobierno de los Fernández. Ha ocupado los sillones de varios canales del prime time televisivo para defenderlo en situaciones delicadas como la eliminación del IFE o el desalojo de Guernica.

Egresada de la UCA, postula que viene de una familia de «clase media», aunque es claro que si eso alguna vez fue así, tales días quedaron muy atrás. Por ello es que al presentar su declaración jurada en el Concejo Deliberante de La Plata “omitió” una mansión millonaria de 854 m² en un country de City Bell. No obstante, sí declaró otros domicilios: tres propiedades en CABA, dos en Pinamar, otras dos en City Bell y una en Cariló, aunque presentando una valuación insólitamente ínfima para un total de ocho propiedades donde solo una es un terreno y el resto departamentos y casas. Aunque esto evidencia ya de por sí una vasta fortuna, tiene mucho que ver cómo Tolosa Paz y su familia la han logrado: haciendo negociados con la especulación inmobiliaria. Quizás por eso Albistur le “alquilaba” con liviandad un departamento a Alberto Fernández en Puerto Madero.

No solo Victoria, sino su familia se ha “dedicado al rubro”. Una de sus hermanas, Consuelo Tolosa Paz, se casó con Alberto Dacal, uno de los empresarios del sector más importantes del distrito platense, que es a su vez hermano de Gustavo Dacal, de Dacal Bienes Raíces. Otra de sus hermanas, Justina Tolosa Paz, directamente fundó una inmobiliaria con su nombre. Se trata de un conglomerado familiar que tiene un verdadero imperio inmobiliario en la capital bonaerense, particularmente en la zona de City Bell y Arturo Seguí. Peor aún, el privilegiado lugar de Victoria Tolosa Paz en el poder político local le ha servido para fortalecer sus negocios y hasta incurrir en defraudaciones escandalosas. Tal es así que fue denunciada por vecinos de esta última localidad por haberse presentado cuando era subsecretaria de Urbanismo Social en la provincia de Buenos Aires, bajo la gestión de Scioli, junto a las tres bisnietas del propio Arturo Seguí, que eran herederas de varios terrenos. Los vecinos pagaron a razón de 45 mil dólares por manzana para que la gestión de Tolosa Paz subdivida y escriture esos terrenos. Se trata de familias trabajadoras que con esfuerzo intentaban acceder a la casa propia -en las antípodas de sus mansiones y numerosas propiedades-. Luego de efectuarse los pagos, la administración ligada a la funcionaria nunca concluyó los trámites y nunca más les dio respuestas.

La trayectoria de Tolosa Paz en la política, sin embargo, data de hace mucho más tiempo que de los años de gobierno de Scioli en suelo bonaerense. En 1996, durante el menemismo, se incorporó al Consejo de Desarrollo Humano de la provincia de Buenos Aires para integrar “las manzaneras” bajo el gobierno provincial de Eduardo Duhalde, gracias a su vínculo con su entonces vecina María Nélida Doga. Cuando el “zabeca” de Banfield asumió la presidencia nombró a Doga como ministra de Desarrollo Social, quien le propuso entonces a Tolosa Paz formar parte de su equipo ministerial. Este fue sin duda un salto cualitativo en su carrera. Siempre ligada, por irónico y cínico que sea, al área del desarrollo social y a la población más carenciada, luego desembarcó en el Fondo Participativo de Inversión Social del Banco Mundial (Fopar), en condición de jefa regional. El Fopar fue, como era de esperarse, un préstamo del gigante financiero a fines de ampliar la provisión de alimentos a los comedores populares en el marco de la emergencia alimentaria declarada.

Luego de un paso esporádico por la Comisión Nacional Asesora para la Integración de las Personas con Discapacidad de la Presidencia de la Nación, que actualmente es la Agencia Nacional de Discapacidad, volvió a las “grandes ligas” de la política para asumir el cargo mencionado en el gobierno provincial de Scioli. También tuvo su paso por la Anses en 2014. Pero desde entonces hay una aspiración que mantiene intacta: ser intendenta de La Plata, por lo que se postuló en 2019 perdiendo la interna del Frente de Todos con Florencia Saintout.

Las conclusiones que de este “prontuario” se desprenden es que Tolosa Paz no es más que otra de las figuras eternamente recicladas que se amoldan, con el pasar de los años, a los distintos gobiernos. Ha desempeñado funciones entre todos los que nos gobernaron en las últimas décadas y nos condujeron a la catástrofe social en la que se encuentra el país. Peor aún, si hiciera falta volver a remarcarlo, como actual presidenta del Consejo Nacional de Coordinación de Políticas Sociales tiene una responsabilidad ineludible en ello. En estas elecciones, del otro lado, se encuentran los candidatos/as/es del Frente de Izquierda – Unidad, que afrontará el cuadro electoral plantándose como la alternativa de los trabajadores, de las mujeres y diversidades, de la juventud, de los luchadores, de los barrios populares. Al ajuste al que nos condena un régimen político plagado de “Tolosa Paz” lo enfrentamos con la izquierda.

También te puede interesar:

El resultado de una intensa lucha contra el encubrimiento. La defensa aún puede apelar.
Analizamos lo que dejaron los resultados de las Paso, y planteamos los desafíos políticos que se vienen.
Semaforazo y asamblea a las 16.30h en 9 de Julio y Corrientes.
​Un Manzur en el gobierno de Kicillof.
Este 28S movilizamos al Municipio por la aplicación efectiva de la IVE.