26/08/2021
Provincia de Buenos Aires

San Isidro: ¿Quiénes se presentan en estas elecciones?

Vamos con la lista 1A del Frente de Izquierda Unidad por una salida de los trabajadores.
Candidata a Concejal de San Isidro, lista 1A FIT-U

La campaña electoral se da en medio de una crisis excepcional, la inflación que no cede y los sueldos quedan cada vez más atrasados, la actividad económica cae y San Isidro, no es distinto. Cada vez es más difícil llegar a fin de mes y los impuestos municipales siguen creciendo de forma expulsiva. No se pone un peso en la urbanización de los 16 barrios precarios de San Isidro donde viven más de 30.000 vecinos en condiciones de total precariedad, mientras avanzan los negociados inmobiliarios. Ante este panorama, vale repasar cuáles son las variantes políticas que se presentan en la próxima elección.

La interna del oficialismo municipal

La lista del intendente Gustavo Posse (Juntos por el Cambio) después de idas y vueltas por cargos, integra finalmente la sábana de Diego Santilli, el candidato de Larreta. Quien la encabeza es el actual Secretario de Salud del municipio, Juan Viaggio. En medio de la situación sanitaria más crítica de las últimas décadas, el responsable del sistema de salud del distrito será el primer candidato del possismo.

San Isidro ha llegado a tener más de 90% de ocupación de camas de terapia intensiva, con los peores índices de la provincia reiteradas veces en el transcurso de la pandemia, y con despidos de trabajadores de la salud en el Hospital Central en medio de la emergencia sanitaria, que fueron frenados con lucha y movilización. A su vez, la falta de equipos de protección personal para resguardar del contagio a los trabajadores de la salud fue una constante, y, además, no se amplió en ningún momento el número de camas UTI para hacer frente a la crisis sanitaria.

La lista sigue con Macarena Posse -hija del intendente- como segunda candidata y Walter Fernando Pérez tercero. Todos actualmente funcionarios del municipio (Macarena Secretaria de Coordinación y Walter Secretario de Inspecciones, Registros Urbanos y Tránsito). Esta lista representa la continuación de la política actual del municipio, que pretende presentar un San Isidro “distinto” con políticas cosméticas y mucho marketing, pero no tiene nada para ofrecerle a los trabajadores del distrito.

La otra lista en las PASO de Juntos es la que encabeza Manes en la provincia. La lista del radical la encabeza en San Isidro un hombre de Larreta, Ramón Lanús. Lanús ocupa un cargo en el Ceamse al que arribó de la mano del jefe de gobierno porteño. En el pasado, ha sido funcionario del macrismo presidiendo la AABE (Agencia de Administración de Bienes del Estado). El rol que jugó como presidente de dicha “agencia” es muy clarificador de su política contra las necesidades populares: firmante compulsivo de privatizaciones, entre ellas, estuvo el caso del golf de Villa Adelina, donde pretendía ceder 35% del espacio público a un negocio inmobiliario de viviendas y oficinas, pero tuvo que recular debido al enorme rechazo que generó.

El Frente de Todos

El Frente de Todos, por su parte, busca presentarse como la oposición al Possismo, pero ha mostrado en el Concejo Deliberante su colaboracionismo ya que han dado sus votos para la aprobación de un presupuesto de ajuste en el municipio. El oficialismo de San Isidro no tiene mayoría propia y cuenta para la aprobación de cualquier proyecto con el acompañamiento de los concejales del Frente de Todos.

Un ejemplo que grafica el carácter antipopular del presupuesto votado, es que la suma destinada al pago de salarios de los trabajadores municipales tan solo contempla un 15% de aumento, muy por debajo de la inflación del período. Por otro lado, dispone subas de la tasa municipal del orden del 29% y con la posibilidad de nuevos incrementos indexados a la inflación.

El FdT, que aparentaba tener todo dispuesto para las PASO (hasta 5 listas llegaron a realizar reserva de número), tras una indicación que según los medios llegó desde Casa Rosada, irá con lista única en San Isidro, cerrando la disputa entre el Jefe de Gabinete nacional y la Ministra de Gobierno bonaerense, ambos dirigentes de San Isidro.

La lista está encabezada por Mateo Bartolini, del espacio político de Santiago Cafiero y titular del Fondo Nacional de Capital Social (Foncap). En segundo lugar quedó Celia Sarmiento, de Nuevo Encuentro y actual concejal, alineada con la ministra de Gobierno bonaerense. Tercero se ubicó el massista Federico Meca y en cuarto lugar Manuela Schuppisser, de La Cámpora.

ConVocación

Se vuelve a presentar además ConVocación por San Isidro, un partido “vecinal” que se agrupa sobre una oposición por derecha al Possismo. Para esta campaña reapareció su referente Marcos Hindin Ohlsson que se había ido a intentar conformar el “frente republicano” fallido con los derechistas López Murphy y Lopérfido. A nivel general, se trata de una variante política que coquetea con Juntos por el Cambio pero pretende diferenciarse del Possismo en San Isidro.

ConVocación viene de sufrir una fractura. Una de sus concejalas pasó a integrar la lista de Juntos que encabeza Ramón Lanús. En las elecciones de 2019, Lanús había acompañado la lista de ConVocación, lo cual pone de manifiesto la defensa de la especulación inmobiliaria por parte del partido de Ohlsson.

Enfrentemos el ajuste con la izquierda

La situación crítica en la que se encuentra la población trabajadora de San Isidro, de la provincia y el país, es responsabilidad de todos las fuerzas políticas que gobiernan y gobernaron durante las últimas décadas, y por eso más que nunca es necesaria una alternativa de lxs trabajadorxs, las mujeres, la juventud.

En ese sentido, la lista 1A del Frente de Izquierda Unidad, encabezada por Nicolás del Caño y Romina Del Plá como candidatos a diputados nacionales por la provincia de Buenos Aires y por Flor Sarmiento como candidata a concejal en San Isidro, es la única que expresa una defensa de los intereses de las mayorías: la necesidad de un salario equivalente a la canasta familiar y un mayor presupuesto para salud, educación y vivienda popular en el distrito.

Al ajuste lo enfrentamos con la izquierda.

 

 

También te puede interesar: