24/06/2021
Programa Más Vida Digna

Schiaretti, de la promesa de 25 mil viviendas a créditos miserables

El gobierno de Córdoba realizó anuncios de campaña electoral que no resuelven el problema del déficit habitacional.

El pasado martes se anunció un nuevo relanzamiento del programa Más Vida Digna, con el que, según el gobierno de la provincia de Córdoba, se apunta a “mejorar el déficit habitacional”. Se trata de 10.000 créditos de entre $40.000 y $80.000, que representan un monto total de $800 millones de pesos.

El gobernador Juan Schiaretti manifestó al presentar el programa que “hay muchas familias que no pueden alquilar y van a la casa de los padres, no pueden completar su vivienda ni hacerse la piecita o el baño, y están teniendo dificultades”. Se trata de un reconocimiento del cuadro crítico que están padeciendo las familias trabajadoras como resultado del ajuste que aplican todos los que gobiernan, incluido él y su gabinete.

La presentación de estos créditos fue en clave electoral, ya que se hizo con la presencia de Alejandra Vigo, que es diputada nacional y más que segura candidata a senadora por la lista del PJ provincial. Cabe remarcar que el programa Más Vida Digna tiene un cupo que se distribuye de acuerdo al número de habitantes por localidades, y por el índice NBI (Necesidades Básicas Insatisfechas). Con una pobreza en permanente ascenso, es claro que es un índice que se engrosa de igual forma.

De modo que estos créditos están muy lejos de “la eliminación del déficit habitacional cualitativo, al tiempo que se promueve el acceso a la vivienda digna, con instalaciones internas y con ambientes adecuados, ventilados y seguros”, tal cual lo presenta la gestión de Juan Schiaretti.

Más allá de su insuficiencia entre la enorme crisis social, el monto del crédito no alcanza ni para construir una pieza, mucho menos siquiera un baño. A fines del año pasado, el costo de construcción por metro cuadrado en Córdoba era de $42.510, y según estimaciones privadas, supera actualmente los $50.000.

Como se ve, el programa no cubre la construcción de lo que se presenta como objetivos. Y para peor, el costo de los alquileres no guarda relación con los salarios. En este punto, quienes gobiernan tampoco dan soluciones certeras a la crisis habitacional, porque avalan los negociados de los especuladores inmobiliarios.

De acuerdo a un estudio del Observatorio de Trabajo, Economía y Sociedad (OTES), “el gobierno de la provincia de Córdoba pone en práctica una amplia subejecución de recursos presupuestados en áreas sensibles a la coyuntura actual, como lo es vivienda”. Así es que Schiaretti no solo viene desarrollando un ajuste sobre las partidas presupuestarias destinadas al área, ¡también termina recortando luego el presupuesto que su propio gobierno resolvió!

El Ejecutivo provincial, mientras reduce del presupuesto los recursos destinados a la vivienda o a la educación, acrecienta cada vez más los fondos para el pago de la deuda externa usuraria. Sin dudas, toda una demostración de sus prioridades de gestión.

El Partido Obrero en el Frente de Izquierda – Unidad viene recogiendo el reclamo de tierra y vivienda, en ese sentido es que la legisladora (mc) Soledad Díaz García, y la concejala Cintia Frencia presentaron proyectos en la Legislatura y en el Concejo Deliberante para enfrentar de manera genuina el déficit habitacional, que recogen una deliberación popular impulsada por las asambleas del Polo Obrero con la consigna: “tierra para lxs trabajadores, no para los especuladores”.

Por un verdadero plan de viviendas populares y la creación de un Banco de Tierras, que confisque los terrenos en desuso por los grandes especuladores inmobiliarios de la provincia y los ponga al servicio del primero, bajo control popular. Solo lxs trabajadores podemos darle una salida a esta crisis.

 

También te puede interesar:

Los jóvenes fallecieron luego de una brutal persecución policial.
Ministro ajustador de Desarrollo Territorial en un país jaqueado por la crisis habitacional.
Con la convocatoria, los reclamos ambientales en la provincia y la ciudad tendrán un punto de apoyo.
A dos años de los hechos, la fiscalía pretende cerrar la causa sin ningún responsable condenado.
Sucedió en la localidad de El Brete, cerca de Cruz del Eje.
La marcha cuestionó el ajuste de quienes gobiernan, fue impulsada por el Polo Obrero y otras organizaciones del Frente de Lucha.