06/05/2020

Suárez vuelve a la carga con la megaminería que los mendocinos rechazaron

Impulsemos la protesta virtual del sábado 9/05; el saqueo ambiental no es una salida a la crisis

El discurso del gobernador  Rodolfo Suarez a la asamblea legislativa virtual prendió las alarmas al insinuar que insistiría con la búsqueda de recursos, en clara alusión al lobby patronal para retomar los proyectos mega-mineros en la provincia. Esto está en el cuadro de la convocatoria a un Consejo económico, social y ambiental que busca conformar un “frente único” de las patronales, partidos políticos, la iglesia y las burocracias sindicales.


Suarez declaro que considera "imperioso seguir buscando alternativas para ampliar los horizontes productivos de la provincia", una frase que hace velada referencia al rotundo fracaso que significó su intento por modificar la ley 7722. Esta ley prohíbe el uso de material contaminante en la mega minera. La ofensiva pro mega-minería fue acordada por el oficialismo con la plana mayor del PJ, con Anabel Sagasti y Omar Félix, a la cabeza


Recursos provinciales


Es real que existe una caída fenomenal de la recaudación, la paralización de la actividad turística y el desplome de la industria petrolera, pero también es real que se sostienen los monumentales subsidios y eximiciones patronales, el pago de los intereses de la deuda provincial y las tercerizaciones millonarias con empresas privadas para construcción, servicios y transporte.


La desesperación de Rodolfo Suarez por conseguir nuevos recursos responde a mantener el festival de beneficios patronales y ampliarlo a los sectores que los reclaman, para esto no duda en descargar sobre los trabajadores de la provincia recortes salariales y posiblemente la emisión de cuasi monedas. La desocupación está por arriba de los dos dígitos y al menos el 50% de la población está por debajo del nivel de pobreza, al mismo tiempo se cierran las fabricas alimenticias.


El rumbo que insinúa Rodolfo Suarez es altamente riesgoso para su propio gobierno. Recordemos que el intento por imponer la mega minería significo una rebelión popular hace tan solo 6 meses.


Nuestras necesidades y las de ellos


La crisis de la provincia no va a encontrar solución de la mano de la destrucción de la cordillera, el saqueo de los bienes comunes y la contaminación de los causes de agua. Para salir de la crisis es necesaria la defensa del agua, el ambiente y establecer una serie de medidas de emergencia:


  • Suspender de inmediato el pago de intereses y capital de la deuda provincial.
  •  La puesta en marcha de plan de obra pública concentrada en la construcción de viviendas, urbanización y obras hídricas para resolver el problema del consumo doméstico de agua.
  • Poner a producir todas las fábricas alimenticias que cerraron en el último tiempo.
  • La reorganización de las relaciones de producción en el campo estableciendo una planificación con centro en la satisfacción de las demandas alimentarias de la población.


El capitalismo, desde su nacimiento, se ha alimentado del saqueo de los pueblos y de los recursos naturales,  la escala y el daño en su etapa declinante ha crecido enormemente. El extractivismo es una característica propia del sistema por lo cual es utópica la idea de un capitalismo amigable con el medio ambiente.  Sencillamente porque aumentar costos de producción en un momento de crisis aguda como la que se vive va contra la lógica del capital. El atesoramiento de valor presiona aún más al saqueo de los materiales preciosos. Imponer un freno a este saqueo es una necesidad urgente para los trabajadores y sectores populares.


Este sábado 9 de Mayo apoyamos e impulsamos la convocatoria de las asambleas mendocinas en defensa del agua. Nos sumamos a una gran protesta virtual en defensa del agua, el ambiente y por una salida obrera y popular a la crisis.

También te puede interesar:

Se realizó este martes 27 una movilización en solidaridad con las víctimas.
Desde las asambleas se prepara un gran acampe como próxima medida.
Se realizó este sábado 24. Los trabajadores denuncian que cobran sueldos de miseria de $8.400.
Para rechazar esta ofensiva, se presentó en la provincia la Iniciativa Popular 2020.