Políticas

16/10/2003

|
821

“Sumiso a los obispos”

Definición de Julio Zapata, nuevo Ministro de Educación

Como un defensor de la enseñanza privada y sumiso a los obispos: así se autodefine el nuevo ministro de Educación de la Provincia de Santa Fe. El menemista Zapata, que desde hace 36 años es ñoqui del ministerio, declaró no tener opinión formada acerca del arzobispo abusador y ladrón, Gabriel Storni.


Este es el hombre que el gobierno de Santa Fe ha elegido para acelerar el ajuste. Zapata viene a desbaratar la escuela secundaria y a terminar de imponer el polimodal, esa oferta dispersa, con terminalidades descartables, sin formación científica, que dejó en disponibilidad a muchos profesores secundarios. El ministro Filmus ha reconocido que sólo el 50% de los alumnos termina el polimodal.


Este hombre fue asesor del ministro menemista Jorge Rodríguez. Ahora viene a recortar los planes de estudio y el presupuesto de las escuelas de arte – teatro, música y danza – y a liquidar la educación para adultos.


Mientras tanto, aumentan las cifras de los chicos que quedan fuera de la escuela. Sin posibilidad de conseguir trabajo, son excluidos sociales.


En Rosario se están generalizando los robos cometidos por alumnos, aun de corta edad, a sus propias escuelas. Los adolescentes carecen de salud y educación. Cada vez más niñas son afectadas por una maternidad precoz.


El ministro Zapata viene a reforzar la línea de los excluidores.


Los docentes santafesinos, en mayo, tenemos la tarea de ganar las elecciones en el gremio docente. Pero la defensa de las escuelas no sólo pasará por recuperar Amsafe: organizar el pago de becas, el movimiento de padres, la defensa de los cargos, son tareas que están a la orden del día.