17/10/2013 | 1290

«Un pacto contra el sur de la ciudad»

Marcelo Ramal en la Villa 20

El domingo 13, el primer candidato a legislador por el Frente de Izquierda recorrió la feria de la Villa 20 y participó de una charla debate con vecinos. La reunión condujo a un intenso debate que tuvo su eje en la política del macrismo sobre las villas y el sur de la Ciudad. Ocurre que el "plan maestro" presentado por Macri en la Legislatura, para la venta de casi 500 hectáreas de tierras en Soldati y Lugano, afectará directamente a esta villa: varias de sus manzanas serán desafectadas de su plan de urbanización.


Ramal explicó que el plan macrista es antagónico con esa urbanización y, en general, con el derecho de los trabajadores a radicarse en la Ciudad. La entrega de las principales tierras libres de la zona a grandes emprendimientos empresarios elevará el costo del suelo y de los alquileres, empujando a muchas familias a dejar la Capital. De esa manera, se agravará la tendencia expulsiva que vienen llevando adelante todos los que gobiernan o gobernaron la Ciudad. Reafirmamos, entonces, la necesidad de reforzar una explicación de los alcances de este "plan" nefasto en todo el barrio, para impulsar una movilización de gran alcance sobre la Legislatura.


En el debate, aparecieron otras inquietudes, por ejemplo la del acceso al plan Procrear del gobierno nacional. Dejamos en claro que este plan es inviable para quien pretende construir una vivienda en la Ciudad, donde el costo del suelo se llevaría más de la mitad del crédito que ofrece el gobierno. Los planes oficiales de vivienda chocan con la acelerada privatización del suelo, que los propios gobiernos Macri y K promueven con su política de remate de las tierras públicas. Por el contrario, explicamos nuestro planteo de hacer de esas tierras un patrimonio social, declarándolas áreas protegidas o reservadas en función de una urbanización dirigida al interés general -viviendas, espacios verdes, escuelas y hospitales-, y sin costo para quienes deben acceder a su vivienda.


Banco Ciudad


Los vecinos preguntaron también sobre la futura instalación de una sucursal del Banco Ciudad en la Villa, lo que, según el macrismo, significa llevar "los recursos del banco a los más necesitados". Ramal explicó que era al revés, o sea, que el banco se instalaba en la Villa para lucrar con ellos, a través de préstamos para el consumo inmediato que -como a todos los trabajadores- se le brindarán a tasas usurarias. En cambio -señaló el candidato del Frente de Izquierda- nuestro planteo es que el Banco Ciudad vuelque sus enormes recursos a la vivienda social y a la urbanización de villas, lo que representaría además un fantástico impulso económico para todo el sudoeste. Ello exige luchar por un directorio del banco en manos de trabajadores y representantes de quienes aspiran a un techo, en lugar del actual directorio de lobbistas del gran capital.


Finalmente, abordó la cuestión de la miseria salarial y al trabajo precario, que, entre otros limites, impide al trabajador alquilar o acceder a un crédito. Planteó la cuestión de la vivienda desde una perspectiva de conjunto, integrando el salario, la cuestión del suelo y de la centralización del crédito en manos de los trabajadores. Aunque hoy estamos peleando el ingreso a la Legislatura y el Congreso, expusimos un planteo de poder, que no pasó desapercibido para quienes participaron del debate.


Como anécdota final, digamos que el propietario del salón donde realizamos la actividad -y que asistió con sumo interés a la charla- sacó sus conclusiones: nos devolvió lo que habíamos pagado, y ofreció el salón para futuras iniciativas. También en la Villa 20, ¡vamos con el Frente de Izquierda!

También te puede interesar:

Es necesario un plan de viviendas que resuelva la crisis habitacional del distrito.
Basta de zona liberada.
Crédito hipotecario vedado para la población más vulnerable, encarecimiento de la construcción y falta de acceso a la tierra.
Utilizaremos la campaña electoral para que se escuche la voz de las mujeres, los desocupados y la juventud.