fbnoscript
28 de marzo de 2017

Habla la hija de Silvia Suppo, a siete años del asesinato

La hija de Suppo, asesinada luego de testificar contra los represores de la dictadura, habló con Prensa Obrera y señaló que "aún no se ha hecho justicia".
El 29 de Marzo se cumplen 7 años del asesinato en Rafaela de Silvia Suppo, ex detenida durante la dictadura militar y testigo clave en la denominada “Causa Brusa”, un juicio por delitos cometidos por genocidas que culminó con la condena del ex juez federal y otros represores. El asesinato de Silvia se produjo poco después de conocerse la sentencia, y cuando ella debía declarar en otra causa, "Hattemer-Destéfani-Suppo", por el secuestro y torturas contra ella y su esposo, Jorge Destéfani, y la desaparición de Reinaldo Hattemer.
 
Desde 2010 a la fecha, solo se han condenado a dos lavacoches, acusados de ser los autores materiales del crimen; poco y nada se ha hecho para investigar a los ideólogos y mucho menos perseguir a los responsables políticos del crimen. Prensa Obrera conversó con Marina Destéfani, hija de Silvia y Jorge e integrante del Espacio Verdad y Justicia por Silvia Suppo.
 
Siete años después del crimen, ¿cómo juzgan la situación desde el Espacio?
 
Nosotros creemos que aún no se ha hecho justicia. A pesar de que se hizo un juicio el año pasado, el mismo se basó en una investigación viciada por las irregularidades y delitos que cometió la policía y solo condenó a dos de los posibles responsables, cuando sabemos que hay más gente implicada.
 
¿Como fue el proceso judicial?
 
Ha sido desgastante y desmoralizante, ya que la causa tardó en ser elevada al fuero federal y luego se desdobló en dos partes, apuntando al desgaste y con el objetivo de no investigar el móvil político del asesinato.
 
¿Qué opinión tienen sobre el accionar policial en aquel momento?
 
Sobre la acción policial hemos hecho denuncias, ya que han cometido delitos e irregularidades durante la investigación: torturas y allanamientos ilegales, toma de declaraciones sin orden judicial, ocultamiento de pruebas, falsificación de actas y desprotección de la escena del crimen. Todo esto se comprobó durante el juicio.
 
¿Qué opinan de que Juan José Mondino, el máximo responsable de la policía en nuestra ciudad al momento del asesinato, hoy revista como “asesor de seguridad”?
 
Para nosotros, Mondino representa la continuidad del modelo que intentó instalar la dictadura y de las prácticas del aparato represivo, ya que luego de ser denunciado por su responsabilidad en las irregularidades cometidas durante la investigación del crimen de Silvia, ha sido premiado con un cargo en el municipio. 
 
Al mismo tiempo, esta situación simboliza qué tipo de seguridad se valora en esta ciudad, al poner a un policía a "cuidarla", y a favor de quiénes desempeña su función, porque se estigmatiza a ciertos sectores sociales y se avala la violencia y la corrupción institucional.
 
Es por eso que estamos llevando adelante una campaña por su destitución, porque representa la impunidad de ayer y de hoy, e invitamos a todos a sumarse, a través de pronunciamientos públicos y juntadas de firmas.
 
Desde el Partido Obrero de Rafaela nos sumamos a la campaña por la destitución de Mondino y denunciamos la complicidad judicial y policial en el accionar encubridor de este asesinato. El aparato represivo que se mantiene desde la dictadura es el que se encuentra entreverado con el narcotráfico, la trata de personas y todos los negociados delictivos y fraudulentos de la provincia. Planteamos que se abran los libros de las comisarías; el control de las fuerzas de seguridad por parte de las organizaciones de derechos humanos y la elección popular de jueces, fiscales y comisarios.
 
Cárcel común a todos los genocidas y a los culpables del asesinato de Silvia Suppo.

Compartir

No cars.

Comentarios