13/07/2020

Moreno al borde del colapso sanitario

Escasean las camas para los casos de Covid-19 mas graves.

En el municipio de Moreno, según los informes epidemiológicos, el sistema de salud público está saturado, donde las camas para atender casos graves de Covid-19 están ocupadas en un 87%, quedando solamente 15 camas libres (Desalambrar 6/7).

En el curso de los meses la situación del Covid-19, en el distrito, se está agravando debido a la falta de la respuesta del Estado (nacional, provincial y municipal) frente a las necesidades de la población. Entre la apertura de la cuarentena, el IFE insuficiente, el aumento de despidos y suspensiones, recortes de salarios, ATP insuficiente, alimentos escasos para las ollas populares y un servicio alimentario escolar que no llegan a todos los alumnos han llevado a que gran parte de los trabajadores (formales e informales) debieran salir a trabajar para llevar un sustento a sus familias. Todo esto impacta fuertemente en el distrito debido a que gran parte de la población de Moreno se encuentra por debajo de la línea de pobreza. Ni hablar de las condiciones preexistentes del distrito que ahora se encuentran profundizadas afectando con más intensidad. En muchos barrios denuncian que pasan varios días con cortes en el sistema eléctrico y en el suministro del agua, llevando a que las condiciones de higiene y de dignidad se encuentren totalmente perdidas.

Frente a este panorama, el crecimiento de los contagios se está volviendo exponencial debido a que la gente tuvo que salir a buscarse “unos mangos”: al día de hoy son 1.465 contagiados con 16 fallecimientos. Los barrios más afectados son Trujui, Moreno sur y norte -justo donde hay mayor densidad de la población. Esto está impactando fuertemente en el sistema “precario” de salud, que ya existía. La pandemia dejó al desnudo un sistema de salud vaciado por todos los gobiernos (Cambiemos y peronistas) que ajustaron sobre la salud, con recortes, falta de insumos y falta de personal durante años.

En el Hospital Mariano y Luciano de la Vega, la unidad de terapia intensiva está al borde del colapso, quedando disponible solo dos camas, a las cuales se le adicionan otras 13 de otras áreas. Se planificó que el Hospital Modular tenga 24 camas de terapia intensiva para traer un respiro, pero todavía le faltaría equipamiento por lo cual no estaría en plenas condiciones. En el sistema de salud privado existen dos clínicas: la Alcorta, que tiene cinco camas de UTI con respirador y cinco sin respirador (semanario la actualidad 12/6) -es la única clínica que atiende Ioma en el distrito; y la clínica Mariano Moreno -que atiende Pami- que cuenta con 20 camas de las cuales la mayoría la usan los jubilados.

Las personas que deben pasar la enfermedad en sus domicilios por no tener un riesgo grave de salud denuncian que el municipio no los atiende, que no los asisten con los alimentos ni cuando los llaman por teléfono. O que se demoran en ir a sus casas a hacerles los hisopados. A partir de la buena voluntad de los vecinos muchas veces ellos son los que se ocupan de las compras o llevarles comida. El subsecretario de Salud del municipio salió a decir que el sistema de análisis de testeos se encuentra saturado y que hay demoras en los testeos y en los resultados (Semanario la actualidad 4/7).

La situación en las fábricas, empresas o supermercados del distrito (Coto, Carrefour, Vea, Vimar, Día%, Sintaryc) es bastante crítica ya que saltaron varios casos positivos de coronavirus que, si bien en algunos casos se activó el protocolo y se cerró para la desinfección, rápidamente fueron habilitadas por el municipio para volver a la actividad. De hecho Juan Varani subsecretario de Salud manifestó que se pueden cerrar áreas y no la fábrica completa, según el caso. Los dueños de los negocios -mayoritariamente del casco urbano-, están ejerciendo una gran presión a la intendencia y consejo deliberante para la apertura con “protocolos”. Se trata de otro sector que se ha visto duramente afectado por esta crisis.

Una salida en favor de los trabajadores

En Moreno necesitamos una reorganización social como parte de una salida integral a la crisis. Por eso, desde el Partido Obrero Moreno llamamos a los trabajadores y vecinos a organizarnos y a luchar. Proponemos la implementación de impuestos progresivos a las grandes fortunas y rentas del distrito. Con esos recursos podemos financiar las urgentes necesidades sanitarias que se encuentran próximas a un total colapso y las obras de infraestructura en los barrios, escuelas y centros de salud, que se requieren. Son necesario los comités de seguridad e higiene en los lugares de trabajo del distrito, para garantizar condiciones laborales dignas.

 

También te puede interesar:

Desde un principio, la familia de Rosa fue ninguneada por la policía juninense.
Los casos se repiten en el distrito sin respuestas de los gobiernos.
El descontrol y la “relajación” del Estado ante la cuarentena disparó un número impensado de contagios que conmociona a la ciudad bonaerense.
La insuficiencia edilicia y la falta de inversión en infraestructura se vuelven a manifestar en el distrito.
Los trabajadores residentes del Trauma llevan reclamando por la falta de insumos de bioseguridad elementales para hacer frente al Covid-19.