13/06/2020

Neuquén: crecen los contagios de Covid-19 mientras continúa el levantamiento de la cuarentena

Con un 90% de las actividades productivas y económicas ya funcionando, la provincia de Neuquén registra un importante aumento de contagios de Covid-19. El gobierno descarga sobre la responsabilidad individual de la población la propagación del virus. Paralelo a esto, crecen los despidos, suspensiones, rebajas y congelamientos salariales.


La provincia alcanzó este viernes 12 de junio los 201 casos de Covid-19, lo que representa un aumento significativo en las últimas dos semanas. Desde el 25 de mayo, fecha en que apareció un caso positivo en la comisaria de Balsa Las Perlas (comuna de Río Negro lindante a Neuquén capital y Plottier), se creó un nuevo foco de contagio. El lunes 8 de junio se conocieron siete casos en el policlínico Ados, motivo por el cual se cerraron sectores de la institución. Por último, nuevos casos fueron confirmados en el sanatorio de Clínica Pasteur, Sanatorio Huincul y Desarrollo Social. En la actualidad permanecen 86 casos activos.


Ante el aumento de los casos, el gobernador Omar Gutiérrez señaló en conferencia de prensa que “basta una excepción y un error para que se multiplique el virus y genere una tensión en todo el sistema de salud”, descargando toda responsabilidad en voluntades individuales y limitándose a indicar la prohibición de tomar mate y compartir el vaso. La ministra de Salud, Andrea Peve, negó la existencia de circulación comunitaria del virus, caracterizando la situación de “circulación por conglomerado”.


En efecto, aunque el aumento de los casos esté circunscrito a contactos estrechos de los focos mencionados, el levantamiento de las actividades en la cuarentena cuestiona fuertemente que pueda evitarse el pase de circulación por conglomerado a comunitaria. Las actividades en Neuquén se habilitaron en gran parte desde el lunes 18 de mayo, amparado por la política del gobierno nacional, lo que responde a la presión patronal y no a un mandato no sanitario. Es que fueron más de 400 empresas las que en un comunicado presionaron para liberación de la producción y el comercio. Ahora, estas mismas entidades son las que anuncian que está en riesgo el pago de los salarios de junio y el aguinaldo.


En paralelo a esta situación, la cuarentena ha quedado como un mecanismo de regimentación de la protesta social y de la inquietud popular en momentos donde se desarrollan despidos, suspensiones y rebajas salariales. El gobierno se vale de la pandemia para reforzar su política de ajuste, teniendo a miles de trabajadores de la educación desocupados, trabajadores estatales con los salarios congelados, la asistencia social totalmente reducida, todo mientras cumple religiosamente los pagos de deuda provincial.


Defendemos la cuarentena, pero con todas las condiciones sociales, empezando por garantizar el trabajo y el salario. Este planteo es el que impulsaremos el próximo martes en la jornada nacional que convoca el Plenario del Sindicalismo Combativo, que llevaremos adelante en la provincia junto a ceramistas, Clínica Cutral Co, Expreso Argentino, docentes y el Polo Obrero.




 

En esta nota

También te puede interesar:

Para Carla Vizzotti no es importante el aumento en las muertes.
“Fuego amigo” de Kicillof y complicidad de Baradel.
El Estado no otorga Certificado Único de Discapacidad, y por ende no estarían contempladas en el plan de vacunación.
Por mayoría y a instancias de César Parra, concejal del PO-FIT.
Se dió en el marco de un paro nacional de trabajadores de prensa.