13/06/2020

Sistema sanitario en Almirante Brown: precarización, desidia y vaciamiento

Almirante Brown

Los números de contagiados de Covid-19 crecen en Almirante Brown, solo en lo que va de la última semana se han sumado más de 50 personas, contabilizándose un total de 415 casos positivos. ¿Cuál es la situación del sistema sanitario local que debe dar respuesta a este grave cuadro? En esta nota lo repasamos brevemente.


Realidades hospitalarias:


Almirante Brown contaba con dos hospitales para una población de más de 500 mil habitantes: el Oñativia de Rafael Calzada y el Lucio Meléndez de Adrogue, a ellos, en el último mes, se sumaron el modular N° 9 del Upa N° 5, que a pesar de haber sido visitado por Alberto Fernández y Kicillof, aún no se inauguró y el reacondicionado hospital vecinal de Longchamps Emilio Burgwardt.


El Oñativia hace poco más de un año sufrió un grave incendio de un gran sector del edificio, al día de hoy aún no se ha vuelto a reabrir por completo, y varios de sus servicios sanitarios no se han reestablecido. Las promesas de obras de refacción fueron incumplidas primero por María Eugenia Vidal y en la actualidad por el gobierno de Kicillof.


Este cuadro afecto al otro hospital provincial, el Lucio Meléndez, que al recibir a todos aquellos pacientes que no pueden atenderse en el Oñativia viene trabajando el doble de lo habitual, a esto se suma la crisis expuesta por la pandemia, en relación a falta de insumos, condiciones edilicias deficitarias e insuficiencia de personal. El “Lucio” a la vez debe coordinar el trabajo con el UPA5.


Los hospitales recientemente incorporados al sistema sanitario de Brown, ambos de Longchamps, el Burgwardt y el UPA 5/modular 9, también tienen sus propias problemáticas; en el primer caso, los trabajadores denunciaron que hace meses que no cobran sus sueldos y en el segundo caso ni siquiera se ha puesto en funcionamiento.


A todos estos distintos establecimientos los une un denominador común, se trata de la falta de insumos para llevar adelante las medidas de seguridad pertinentes y evitar la propagación de los contagios. Debido a esta situación en este tiempo han dado positivo en Covid varios empleados de estos hospitales (Meléndez y UPA 5), lo cual motivó la exigencia de la aplicación adecuada de los protocolos y tests masivos a el conjunto del personal.


Precarización y falta de pago: los trabajadores de la salud se organizan


Con la excusa del incremento de trabajo temporario, debido a la pandemia, en sanidad, el gobierno ha incorporado a una gran cantidad de personal de manera completamente precarizada, fundamentalmente bajo la modalidad de monotributo, esto no solo significa inestabilidad, sino que cercena el derecho de estos trabajadores dejándolos fuera del convenio colectivo de su rama e impidiéndoles cobrar el bono otorgado a quienes se desempeñan en este servicio esencial.


Esta política de precarización tiene uno de sus casos más ejemplares en la situación que atraviesan quienes son contratados para atender en los centros de aislamiento de personas con Covid pero que no presentan síntomas o lo hacen de forma leve; uno de estos lugares funciona en el nuevo edificio del Instituto Superior de Formación Docente (ISFD) 41, en Adrogué, allí las condiciones de alojamiento demostraron una absoluta precariedad y hasta una improvisación en términos de protocolo, además el personal que se desempeña allí no cobró durante más de dos meses.


Con manifestaciones en la puerta de los hospitales, comunicados, asambleas de personal y campañas a través de las redes, los trabajadores de la salud han puesto de manifiesto esta crítica situación y han resuelto iniciativas para exigir a las autoridades de los distintos niveles del estado, las principales reivindicaciones del sector.


Desde Tribuna Estatal y Tribuna Salud apoyamos todas estas medidas de las bases y llamamos a impulsarlas y darle continuidad, poniendo en pie un plan de lucha que le arranque al estado los siguientes puntos:


*Centralización del sistema de salud.


*Aumento de la partida presupuestaria a hospitales para combatir la pandemia.


*Abastecimiento de material esencial y de insumos de bioseguridad.


*El cobro del Samo para todos los trabajadores de la salud.


*Pase a planta a todos los trabajadores.


*Testeo para todo el personal de la Salud.




 

También te puede interesar:

La ministra de Mujeres, Géneros y Diversidad recorrió el barrio Las Flores y el vacunatorio de Pami.
Charla debate este viernes a las 19 horas por Zoom con Amanda Martín, legisladora porteña.
Una nueva ofensiva con ítems flexibilizadores, que implica una rebaja salarial encubierta.
Kicillof y Wasiejko quieren entregar el astillero a los capitalistas y los bonistas de la deuda.
El sistema de salud en el ojo de la tormenta.