26/04/2001 | 704

4 de Mayo: el Futrade se moviliza hacia San Justo

Una asamblea convocada por el Futrade el sábado 14 de abril, con la presencia de casi cien vecinos de los barrios La Loma, Don Juan, San Cayetano y Villa del Carmen, resolvió presentar ante las autoridades del municipio un petitorio nacido de las recientes inundaciones y de la situación de catástrofe que se vive y organizar una movilización el 4 de mayo hacia San Justo a la espera de una respuesta.


En el llamamiento a la asamblea se planteó, entre otros conceptos, lo siguiente: «Hace sólo algunos días, volvimos a vivir la terrible experiencia de nuestras casas inundadas, del peligro de las alimañas y de los bienes perdidos».


La pregunta que se hicieron varios compañeras y compañeros fue: ¿Hasta cuándo?


Desde el Futrade, modestamente, dimos una respuesta. Dijimos que la culpa de todo esto no la tiene la naturaleza, sino la clase social que nos gobierna. Que ésta era una catástrofe totalmente evitable, eso si el gobierno (nacional, provincial o municipal) hubiera realizado las obras tantas veces prometidas.


¿Por qué no hacen estas obras?


Porque no les interesa. Existe una política de abandono de la obra pública en los barrios, porque no es negocio para los pulpos y porque a las empresas privadas, que hoy están a cargo de los servicios (luz, agua, etc.), les interesan sus costos, no las condiciones de vida de un trabajador.


Pero no se trata sólo de las inundaciones. Tenemos la amenaza de la leptospirosis sobre nosotros y nuestros hijos


Pero no se trata sólo de las inundaciones o la leptospirosis. Están las compañeras o compañeros que no tienen un pedazo de pan para matar el hambre cada día o que sufren las carencias en materia educativa.


Por estas razones la asamblea votó reclamar:


• Materiales para la reconstrucción de las viviendas, previo censo de las necesidades bajo control de los vecinos.

• Relleno y asfaltado de la calle Cazón, para bloquear la inundación.

• Dragado del río Matanza y limpieza y canalización de desagües.

• Condonación de las deudas con Edenor de los trabajadores desocupados.

• Tarifa de luz bimestral de 5 pesos para los desocupados, conexión gratuita.

• Indemnización por los bienes perdidos.

• Reparación de los colegios de la zona y construcción en base al criterio de una escuela maternal, una EGB y un polimodal en cada barrio.

• Plantas de agua con canillas comunitarias, a razón de tres por barrio, frente al agua contaminada y el negocio de la venta del agua pura.

• Construcción de dos salas de primeros auxilios, una para La Loma y Don Juan, y otra para San Cayetano.

• Entrega de guardapolvos, zapatillas, becas y material escolar sobre la base de las necesidades votadas por padres y docentes en cada establecimiento.

• Desratización.

• Herramientas y materiales para todas las cuadrillas que ya trabajan.

• 500 puestos de trabajo para concretar estas obras.

En esta nota

También te puede interesar: