11/07/1996 | 502

A los compañeros de Transportes del Oeste

Me dirijo a ustedes por este medio porque creo que es el único por el cual puedo llegar a todos mis compañeros en general.


La razón de esta carta abierta es para que de una vez por todas pongamos fin a esta situación creada por la supuesta crisis empresarial. No los estoy convocando a ponernos en rebeldía sino simplemente para que paremos el manoseo y el autoritarismo por parte de la empresa, y creo que la mejor manera de hacerlo es ponernos de acuerdo sobre las futuras medidas a tomar.


Ellos quieren imponernos que después de las 7,40 hs. de trabajo terminemos el turno con la famosa planilla amarilla, que solamente sirve para seguir degradando nuestro salario, ya que con esto desaparecen las horas extras y el promedio de nuestro aguinaldo se cae por el piso.


Todos somos conscientes de que la plata no alcanza, pero por hacer 4 ó 5 pesos después del turno no nos vamos a salvar y con esto lo único que hacemos es consentir que la patronal llegue a su tan ansiado objetivo: la rebaja salarial.


No crean esa farsa de que la situación de la empresa es caótica, de que no hay esto, no hay lo otro, porque todo es más que nada un trabajo psicológico, o sino qué mejor ejemplo que éste: si un coche recauda diariamente entre 500 y 700 pesos, no lo voy a dejar tirado una semana porque no hay correas o aceite para el motor porque es totalmente ilógico.


Por eso, no nos dejemos engañar, las distintas situaciones que se viven en la Empresa son causadas para atemorizarnos y creamos que la mano viene mal, y como nunca le presentamos batalla y bajamos la cabeza, ellos siguen avanzando.


Primero, si querés extras trabajalas en negro. ¿Querés trabajar un franco? Hacélo en negro, y de última nos van a rebajar el sueldo y nos van a decir: “Trabajás por estas monedas y si no, te vas”.


Ahora más que nunca tenemos que unirnos y ser protagonistas, dejar de lado el “no te metás” y defender nuestro derecho, siempre del lado de la ley, ya que en definitiva estamos luchando por nuestro futuro y el bienestar de nuestras familias.


Gracias a todos los que me han leído y espero que comprendan lo que aquí he querido transmitirles.


Los insto a concurrir a la asamblea convocada para el viernes próximo a las 22 horas por el Cuerpo de Delegados.

También te puede interesar:

Vamos por $130.000 de salario inicial de bolsillo.
Le deben salarios y aguinaldos.
El accidente de Chascomús se da en un cuadro de precarización laboral en las empresas del transporte.
Es necesaria la estatización bajo control de trabajadores y usuarios.
Los hechos se produjeron mientras se realizaba una actividad.