22/04/2021

Bahía Blanca: impulsemos el paro activo por el inmediato cese de la presencialidad escolar

El 20 de abril tuvo lugar una asamblea extraordinaria en SUTEBA Bahía Blanca, con el objetivo de discutir las condiciones educativas ante la vuelta forzada a la presencialidad impulsada desde los distintos gobiernos. Esta vuelta a las aulas constituye un factor de primer orden para comprender el aumento vertiginoso de los contagios en nuestra ciudad.

Al igual que sucede a lo largo y ancho del país, el sistema de salud bahiense se encuentra en un colapso total, con hospitales que la semana pasada tuvieron que anunciar el cierre de las guardias y las unidades de terapia intensiva debido a la plena ocupación de camas. Así, en la asamblea virtual, que contó en todo momento con 130 docentes, se manifestó claramente la preocupación ante este dramático escenario.

Las intervenciones coincidieron en señalar las responsabilidades en relación al sostenimiento de la presencialidad sin condiciones, tanto del gobierno nacional y provincial del Frente de Todos, como también del gobierno municipal encabezado por Héctor Gay (Juntos x el Cambio).

Asimismo, fue remarcado el rol que está jugando la burocracia sindical celeste de Roberto Baradel (SUTEBA y CTERA), de rueda de auxilio del gobierno en su plan de sostener la presencialidad y contener las manifestaciones de lucha que se han dado en toda la provincia de Buenos Aires, impulsadas por la lista de oposición Multicolor en todos los distritos donde está presente.

Por otra parte, se levantaron voces de docentes que se encuentran sufriendo la desocupación, subocupación o la precarización, con los planes del gobierno de Kicillof, como el PIEDAS o el FORTE, mientras el propio gobierno alienta hasta lo insoportable la sobrecarga laboral de la docencia en actividad. Esto último producto de la superposición de clases virtuales y presenciales, de no realizar los desdoblamiento de cursos de la planta orgánica funcional (POF) y la falta de cobertura de cargos vacantes debido al corrimiento de las acciones estatutarias del año 2020, con el único objetivo de profundizar el ajuste en educación.

Votación del plan de lucha para imponer el cese presencial

Luego de horas de intenso debate se votó por unanimidad el planteo desenvuelto por Tribuna Docente de ir a organizar las escuelas para frenar la presencialidad con el respaldo del sindicato.

El objetivo es que se exprese la fuerza colectiva del conjunto de la docencia de Bahía Blanca, y por lo tanto imponer la suspensión de las clases presenciales, con el método de reuniones docentes y asambleas por escuela con la presentación de un acta colectiva en las instituciones, se respaldó este reclamo con un paro con movilización/caravana al centro del poder político local al día siguiente. Ante el abandono de la salud y la educación por parte de los gobiernos, sólo queda que los docentes y la comunidad educativa tomemos su defensa en nuestras manos.

El debate sobre la “contundencia” de las medidas

En la asamblea también estuvo presente un debate en torno a la duración del paro a votar. Por un lado, un sector planteó que “en defensa de la salud y la vida” era necesario votar un paro de 72 horas, a diferencia de lo votado en la anterior asamblea (24 horas). Es decir, ligaban las posibilidades de la lucha a una mayor cantidad de horas.

En las intervenciones de Tribuna Docente sostuvimos la posición de que la contundencia de la medida no se basa en la acumulación de la mayor cantidad de horas en un paro, sino que se expresa en la organización y participación concreta de los docentes y la comunidad educativa que tome en sus manos las resoluciones impulsadas.

Un paro de 24 horas para apoyar este reclamo y desenvolver una movilización que impulse la tarea central de ir escuela por escuela a organizar el fin de la presencialidad criminal. Para esto último, propusimos impulsar el recurso de cese presencial de actividades mediante la figura de “retención de servicios” y la presentación de actas por escuela, con respaldo del sindicato. Todo esto seguido de una nueva asamblea para balancear y continuar con el plan de lucha. Finalmente, y por muy escaso margen, la votación resultó favorable al paro de 72 horas, que llamamos adherir, participar e impulsar con todas nuestras fuerzas para arrancarle al gobierno la suspensión YA de la presencialidad, la garantía de conectividad y dispositivos para la docencia y estudiantes, y la creación urgente de cargos y nombramientos, entre otros reclamos.

Paro activo y movilización para fortalecer la lucha educativa

Finalmente, el miércoles 21 de abril, desde Tribuna Docente participamos a pie y respetando el distanciamiento de la caravana, que se inició frente a la municipalidad, y recorrió durante 1 hora el centro de la ciudad para concluir frente al Concejo Deliberante.

Aquí se impone hacer un análisis de la composición de la movilización, que fue sostenida mayoritariamente por la docencia organizada en las agrupaciones que le dan vida al sindicato, junto a docentes precarizados y desocupados. Entendemos que fortalecer la herramienta sindical, llenando de participación cada una de sus instancias y las medidas de fuerza que la propia docencia decide en asamblea, son tareas indelegables para construir un movimiento que logre imponer sus reivindicaciones.

Llamamos a toda la comunidad educativa a tomar en sus manos el reclamo por el cese de la presencialidad hasta que estén dadas las condiciones sanitarias, mediante reuniones de la comunidad educativa y asambleas por escuela, a sumarse a las medidas de lucha y a exigir el nombramiento de cargos necesarios para sostener la continuidad educativa en estas condiciones, así como la entrega gratuita de dispositivos y conectividad para docentes y estudiantes que lo necesitan. Esta es la orientación de Tribuna Docente Bahía Blanca y en este sentido nos encontramos interviniendo y militando este paro activo.