07/01/2022

Córdoba: asamblea en el Hospital Misericordia denuncia falta de personal y sobrecarga laboral

La situación del nosocomio se replica en toda la provincia.

El pasado miércoles 5 de enero trabajadorxs del Hospital Misericordia desarrollaron una asamblea en las puertas del nosocomio. La iniciativa fue impulsada frente a la crítica situación en la que se encuentra la institución, y que se agrava como consecuencia del incremento de la demanda de atención frente a una nueva ola de Covid-19 con índices récord de contagios.

Es que tal como denuncian lxs trabajadorxs, el aumento de casos y los contagios entre el personal han generado un faltante de profesionales que se traduce en una sobrecarga laboral para quienes aún prestan servicios, así como en un déficit en la atención.

A esto hay que sumarle el riesgo inminente que implica para el conjunto de la población el protocolo diferenciado para el personal sanitario, que les exige continuar en sus puestos de trabajo a quienes presentan síntomas o son contactos estrechos en el propio núcleo familiar o en el trabajo.

Pero la situación del Misericordia no es la excepción; más bien es el botón de muestra del estado actual en el que se encuentra el sistema de salud en la provincia. Resulta que luego de dos años de pandemia, el gobierno de Juan Schiaretti no ha dado respuestas a ninguna de las demandas del personal de salud, y lejos de eso ha profundizado el ajuste en el área.

Este cuadro calamitoso se traduce en la falta de personal, insumos e infraestructura, en la precarización laboral que tiene a un alto porcentaje de trabajadorxs con contratos basuras, en los salarios de miseria y en la presión que recae sobre un sistema sanitario golpeado desde hace años y sobre trabajadorxs agotadxs que son depositarios del hartazgo que impera en la comunidad, algo que también se replica en los centros de testeos que no dan abasto.

Así las cosas ya se empiezan a gestar, nuevamente, procesos de deliberación y acciones de lucha en distintos hospitales. A la propia asamblea del Misericordia, que ya resolvió darle continuidad a un plan de lucha de no haber respuestas, se le suma el paro impulsado por lxs trabajadorxs de la manzana de salud mental del pasado martes y un proceso de deliberación en distintos hospitales; muestra del estado de ánimo que anida entre lxs trabajadorxs.

Frente a esta situación que no da para más, y en medio de un vaciamiento sanitario conforme a las exigencias del FMI, es necesario impulsar un plan de lucha que parta de la deliberación de los hospitales. Vamos por el inmediato aumento de presupuesto para la apertura de centros de testeos y atención sanitaria, incorporación de personal, pase a planta de lxs contratadxs, salarios dignos y la restitución de la presunción de contagio para garantizar el aislamiento de lxs trabajadorxs contagiados o con contactos estrechos.

También te puede interesar:

El FMI dirige la batuta en un país hambriento y saqueado.
Están convocados cortes en la ruta 38 y una campaña de difusión.
Enfrentemos la política sanitaria de abandono de los gobiernos.
Un programa de defensa frente a la política de las patronales y el gobierno.
Rechacemos la flexibilización del protocolo y exijamos personal y recursos para enfrentar la tercera ola.