29/03/2012 | 1216

“El Frente de Izquierda debe consolidar su trabajo con las luchas sindicales»

Entrevista con Liliana Obregón, del Movimiento de Jubilados de Aten

Liliana Obregón fue dirigente de Aten y Ctera. Actualmente, integra y es una de las referentes del Movimiento de Jubilados de Aten.


-Ante la crisis política del gobierno y la burocracia, ¿cuáles son las tareas del clasismo?


-Las tareas del clasismo frente a la crisis del gobierno y la burocracia son retomar las experiencias históricas del movimiento obrero mundial, unirse y organizarse para denunciar el nuevo ajuste capitalista contra los trabajadores, unirse participado activamente en los sindicatos con el objetivo de luchar por los derechos y contra todas las injusticias del conjunto de la clase. Pero, sobre todo, con vocación de poder, para derrotar a las burocracias conciliadoras y cómplices de los gobiernos de turno. Esto, frente a la dispersión y división de los gremios y centrales. De no darse, golpear juntos y marchar separados en las luchas.


-Sos parte activa del movimiento de jubiladas docentes. ¿Cómo surge y cuál es la reivindicación que las moviliza hoy?


-Milito gremial y políticamente desde los 17 años. He dirigido gremios docentes, la Ctera y también Aten. Hoy, formo parte del Movimiento de Jubilados de Aten, o sea que es una experiencia nueva en el sector y en el país, ya que seguimos afiliadas al sindicato y conformamos un espacio horizontal y plural donde nos organizamos para defender el 80% móvil -el que conquistamos en la huelga donde fue fusilado nuestro compañero Carlos Fuentealba-, la obra social y la caja previsional, ninguna armonización ni pase a la Anses, tampoco aumento de edad jubilatoria. Defendemos los 52 años para las mujeres y los 55 para los hombres – objetivo logrado con las luchas conjuntas este año, con el acompañamiento de los compañeros activos y gremios hermanos.


-¿Qué balance hacés del Encuentro Nacional de la oposición en Ctera, que se realizó en Neuquén?


-Hago un balance positivo por el intercambio de experiencias, el debate sobre la unidad, deshechando más divisiones, y como parte de un sindicato único nacido en plena dictadura, como es Aten –con treinta años de lucha. Creo que debemos seguir reuniéndonos para profundizar el debate político sobre el programa y la caracterización de la etapa, de modo que nos conduzca a luchar en unidad y de la misma manera enfrentar a la burocracia de Ctera y a las locales – no sólo en cotidiano, sino también en lo electoral.


-En Neuquén se vive un interesante proceso de agrupamiento antiburocrático frente a la dirección celeste, ¿cómo se recupera Aten?


-Es cierto que en Neuquén se vive un interesante proceso de reagrupamiento de la oposición. Tengo expectativas, porque veo los resultados en la práctica cuando golpeamos juntos. Pero aunque no soy electoralista, creo que el desafío mayor va a ser dejar de lado los sectarismos y lograr sacar de la conducción provincial a la burocracia Celeste, la cual es conciliadora, pro patronal y con graves denuncias en el uso de los fondos.


-¿Cuál es tu expectativa con la Conferencia Sindical que convoca el Partido Obrero?


-Las expectativas para el encuentro son muy importantes; ya que es una necesidad del movimiento obrero mundial la defensa de los sindicatos, la elevación de la conciencia para comprender que el origen de la barbarie está en el sistema capitalista, el cual pretende sacarnos las conquistas históricas a la clase obrera en todo el mundo. Esta situación se enfrenta con un programa clasista, combativo y, sobre todo, que permita unir a la base y masificar todas las luchas. También mis expectativas son muy ambiciosas, ya que como adherente al Frente de Izquierda, considero que el Frente se debe unir más y consolidarse entre los trabajadores, para compartir su programa con los demás sectores sindicales de la base plural de los gremios o de otras organizaciones de lucha.

También te puede interesar:

Desarrollemos a fondo una movilización de frente único con independencia de los gobiernos ajustadores.
Es en el marco de un allanamiento ilegal realizado por Gendarmería en 2017 en el lof Campo Maripe.
Redoblamos la movilización política con actos y pronunciamientos.
Rechazamos la política de devaluación e inequidad educativas, el ajuste y la precarización laboral.