09/10/2020

El paro internacional de repartidores del 8 de octubre en Argentina

Un paso más en la batalla.
Por Maximiliano Martinez Agrupación Trabajadores de Reparto

Columna de repartidores avanza por Avenida de Mayo. Ambas fotos de Juan Diez

En el marco de un paro y jornadas de lucha que tuvo distintas acciones en 19 países de 4 continentes (Argentina, Brasil, Chile,  Paraguay, Bolivia, Ecuador, Colombia, México, Costa Rica, Perú, Estados Unidos,  Canadá, Alemania, Francia, Italia, Inglaterra, España, Nigeria y Japón) la jornada principal en en nuestro país fue indudablemente la de la Ciudad de Buenos Aires. Ya temprano antes del mediodía se empezaron a desplegar la bandera de la Asamblea Nacional de Repartidores con la de ATR junto con la presencia de trabajadores de reparto independientes y otras organizaciones de precarizados.
Volvimos al Ministerio de la calle Callao donde nos recibirían una vez más.
Una nutrida caravana de mas de 200 repartidores abordó y corto carriles de avenida Callao frente al ministerio.

El desplante ministerial

La delegación que pasaba al ministerio se encontró con la misma funcionaria que nos recibió el 28 de Mayo de este año en una de las 4 movilizaciones anteriores que realizamos y que puso en marcha los tres expedientes de los cuales no hemos tenido respuesta alguna.
Al entregar el petitorio con las reivindicaciones acordadas en la última Asamblea Nacional de repartidores, la funcionaria, expresa un desconocimiento de la situación de los trabajadores de apps. Que para el ministerio los repartidores teníamos un salario base y una Aseguradora de Riesgo en Trabajo(ART). Esta afirmación fue tomada como una provocación y habla de el poco interés con que se toma la extrema precarización laboral que sufrimos las y los repartidores. Esta actitud desenmascara la gran complicidad del Estado que avalan la relación laboral fraudulenta y apaña el sistema perverso de rankings y jornadas que llegan a las 12 /14 hs cuando no son mas,  para que los trabajadores lleven ingresos miserables que no cubren los costos para sostener un hogar , mas sabiendo que desde enero del 2018 tenemos congelados los ingresos que las apps nos pagan por pedido. Denunciamos que desde el inicio de los expedientes al día de hoy se sumaron 6 compañeros muertos en el país , contabilizando ya 10 trabajadores fallecidos en el marco de la pandemia. De estas muertes los hacemos responsables a ellos: el Ministerio de Trabajo, el Estado, Uber Eats, Rappi, Glovo y PedidosYa.

Un punto aparte de la discusión fue nuestro reclamo de garantizar que cada uno de los trabajadores de Glovo pase a trabajar automáticamente a la aplicación PedidosYa que ha comprado todo el paquete latinoamericano en 7 países, denunciamos la inutilidad del decreto contra los despidos del gobierno nacional y su total impotencia que ha dejado ya en la calle a mas de medio millón de trabajadoras y trabajadores.
Les exigimos como corresponde a esta situación una respuesta inmediata, dándole un plazo hasta el 21 de Octubre para tener una reunión tripartita con los gerentes de las aplicaciones, el Estado y representantes de los trabajadores de reparto que nos venimos organizando.

 

Necesitamos un curso de acción

La jornada internacional nos dio la posibilidad de hacernos escuchar con mas fuerza y unidad, las patronales y los gobiernos que las amparan seguramente han tomado nota por la extensión y de la jornada de lucha.
Debemos redoblar la movilización y deliberar en cada parada de repartidores a través de asambleas presenciales la necesidad de sumar mas compañeras y compañeros a esta lucha por el reconocimiento laboral y todos los derechos que hoy no tenemos.
La explotación es global, las empresas son multinacionales , por eso nuestra lucha es internacional.
¡¡¡Viva la jornada mundial del 8 de octubre!!!

 

En esta nota

También te puede interesar:

La empresa se retira del mercado argentino y de otros países latinos.
Muchxs trabajadorxs se ven obligados a recurrir a esta modalidad por los bajos pagos y, en el caso de lxs migrantes, la falta de papeles.
Vamos con todos nuestros reclamos al cuarto paro internacional de trabajadorxs de reparto.