Sindicales

25/10/2022|1656

SANTA FE

Elecciones seccionales en el STIA de Firmat

Gran elección de la Lista Gris deja planteada la recuperación del sindicato para los trabajadores.

Delegado Nestlé, integrante de Tribuna de la Alimentación

Planta Nestlé.

El 21 de octubre tuvieron lugar las elecciones en el Sindicato de Trabajadores de la Industria de la Alimentación (STIA) de Firmat. Por un lado, se presentó la actual lista oficial (Blanca), ligada a la burocracia que dirige la Federación de la Alimentación a nivel nacional. Por el otro, nos presentamos las compañeras y compañeros de la Lista Gris, impulsada por Tribuna de la Alimentación. Con el 36,4%, contra el 63,6% del oficialismo, la lista Gris crece un 72% en votos absolutos y casi un 15% con respecto a la elección anterior. Nos afianzamos como un agrupamiento clasista y de lucha entre los trabajadores de la alimentación de Firmat y esta enorme elección deja planteada la lucha por la recuperación del sindicato de manos de la burocracia sindical por parte de sus trabajadores.

Esta gran elección consiste en que el resultado fue prácticamente paritario entre ambas listas en la fábrica Nestlé, la principal de la seccional sindical. Por ello la conducción actual solamente pudo ensanchar su diferencia a partir del padrón de jubilados y algunos lugares de trabajo más pequeños y mucho más regimentados por las patronales. La enorme elección que realizamos en Nestlé es producto de años de organización y de lucha en la fábrica, al mismo tiempo de un fuerte crecimiento del desprestigio del oficialismo.

La campaña se dio en el marco de una situación brutal de caída del salario de los trabajadores de la alimentación, con salarios que hacen agua frente a la inflación y un impuesto a las ganancias que le comen a trabajadores con antigüedad hasta 100 mil pesos. Un ajuste llevado adelante por las patronales, en complicidad con los gobiernos y la burocracia sindical.

Por eso, la campaña demostró claramente dos planteos contrapuestos. De un lado la burocracia actual que mantiene paralizado el sindicato, sin asambleas ni lucha alguna por el salario y las condiciones de trabajo. Un sindicato ligado a la dirección de la Federación de la Alimentación, es decir a quienes entregaron nuestra paritaria, firmando el 71% recién a febrero de 2023, contra una inflación solo del 2022 que rondará el 100%. Del otro lado, con la Lista Gris mostramos un camino de organización y de lucha a los compañeros.

Levantamos el planteo de la necesidad de un sindicato democrático y de lucha. Que realice asambleas, que practique la democracia sindical y convoque al conjunto de los trabajadores a pelear por defender el salario y las condiciones laborales frente al ajuste de las patronales y los gobiernos. Un sindicato que rechace los métodos de la burocracia sindical, y que sea independiente de los gobiernos de turno. Recorrimos cada lugar de trabajo y cada sector, llevando este planteo a cada compañero.

Salimos fortalecidos de la elección, y nos preparamos para los nuevos desafíos por venir. ¡Adelante compañeros y compañeras!