12/10/2017 | 1478

Fabricaciones militares: 3 de noviembre: movilización nacional contra el vaciamiento y los despidos

Masiva audiencia de trabajadores en el Congreso


En la Cámara de Diputados, una masiva audiencia pública presidida por la diputada Soledad Sosa de Mendoza y el diputado (mc) Néstor Pitrola del PO-FIT llenó la sala de trabajadores de Fabricaciones Militares de todo el país.


 


Entre otros, participaron el secretario general de ATE Rosario (Raúl Das); la secretaria general de ATE Córdoba (Liliana Salerno); el secretario general de ATE Río Tercero (Cristian Colman); el secretario general de ATE Villa María (Fernando Mercado); la secretaria general de ATE Azul (Vanina Zurita); la secretaria general de AGD-UBA (Ileana Celotto); Guillermo Tejada, del Teatro Colón y Tribuna Estatal (Lista Naranja de ATE); Nahuel Mirande, militante del PO de Azul; trabajadores de Fanazul; delegados de Urbanización de ATE central; referentes del secretariado de ATE Provincia de Buenos Aires y conducción nacional de ATE. Muchos de ellos, con sus pecheras de la Lista Verde de ATE.


 


Organizada desde hace un mes, el Plenario Sindical de apoyo al FIT, realizado en el Club Lanús y que contó con la presencia de dirigentes de Fabricaciones Militares, lo había fijado como uno de sus objetivos.


 


Una gran mayoría de dirigentes de ATE venía de un plenario nacional de Fabricaciones Militares y volcaron sus denuncias y conclusiones. Allí habían decidido una campaña nacional que culminará con un paro y marcha nacional el próximo 3 de noviembre.


 


Fabricaciones Militares, importante holding de industrias dedicadas a la defensa nacional, viene siendo destruida por los sucesivos gobiernos. En su mejor momento contó con 17 fábricas y 14.500 trabajadores. En la actualidad son sólo cinco fábricas y 2.172 compañeros, el 80% contratado bajo la modalidad del artículo 9° de la ley 25.164, aunque su antigüedad promedia los 15 años. Hace un par de años se votó una ley que formalmente impedía la privatización de Fabricaciones Militares. Pero el gobierno de Macri se dedicó entonces a vaciar las empresas y su desguace. Esto fue lo que denunció Néstor Pitrola.


 


Las denuncias de los dirigentes y trabajadores de ATE y Fabricaciones Militares fueron desnudando este panorama: bajo este gobierno se despidieron más de 140 trabajadores, se desfinanciaron áreas de investigación científica, se cerraron planes de fabricación de vagones, boogies ferroviarios y de radares, se disminuyó drásticamente la fabricación de pólvora, etc. Toda esta producción está siendo reemplazada por importaciones o tercerizaciones con empresas en su mayoría de capital extranjero (Austin Powers, Enaex SA, Orica, Railway Construction Corporation, etc.). Este vaciamiento tiene también gran repercusión económica-social en los pueblos del interior donde están radicadas estas industrias (Azul, Río Tercero, Villa María, Fray Luis Beltrán, etc.).


 


Mercado, de Villa María, denunció que se trata de un Estado que no le compra al Estado y arma negociados. Un ejemplo que saltó en la audiencia es la compra de pistolas importadas por 85 millones de dólares y la reventa a la Ciudad de Buenos Aires por 130 millones. Una dirigente de Río Tercero denunció los manejos de la ministra de Seguridad Patricia Bullrich con el Estado de Israel (compra de armas, etc.). Zurita, de Azul, planteó la necesidad de impulsar el plan de lucha y organizar la gran marcha del 3 de noviembre próximo.


 


Soledad Sosa puso a consideración un proyecto de Pedido de Informes de su autoría, a los Ministerios de Defensa y Hacienda y Finanzas sobre la situación y los planes respecto de la Dirección General de Fabricaciones Militares, incorporando el cuadro de situación planteado en la reunión. Fue unánimemente aprobado.


 


Pitrola comprometió el apoyo de la Coordinadora Sindical Clasista del PO a la movilización del 3 de noviembre de Fabricaciones Militares e invitó a los presentes a sumarse a la convocatoria que hizo el Sutna a marchar este 12 octubre contra los planes antiobreros de reforma laboral y previsional, incorporando los reclamos de Fabricaciones Militares.


 


“Defendemos los puestos de trabajo, el pase a planta de todos los compañeros y la reactivación del conjunto de las fábricas del sector, como parte de un plan de industrialización del país bajo gestión de los trabajadores”, concluyó Pitrola. El 3 de noviembre acompañaremos desde cada pueblo a los trabajadores de las fábricas y a nivel central.


 

También te puede interesar:

Silencio criminal de los sindicatos y el gobierno.
Será este miércoles 20 de octubre. Una jornada de lucha contra el avance de la flexibilización y la reforma laboral.
El único mensaje que escucha el gobierno es el de los capitalistas.