15/10/1998 | 604

«Jornada de Lucha y Movilización»

Por Pacha

Convocada por la gremial médica (AMMI), se efectuó una jornada de defensa y esclarecimiento del hospital, con la participación de 250 trabajadores (profesionales y no profesionales), transformándose en una jornada de lucha y movilización del conjunto de la comunidad hospitalaria.


El acto constituyó un acierto político de la Gremial Médica, de cara a la patronal, y al mismo tiempo un duro revés para el sindicato de la Sanidad (Atsa) y la comisión interna de delegados que, pese a ser invitados, se negaron a participar, hicieron campaña para que los trabajadores no concurrieran y hasta intentaron patotear a algunos integrantes de la AMMI. La presencia masiva de no profesionales (enfermeros, camilleros, técnicos, administrativos, maestranza, etc.), en un acto de la AMMI, demuestra que los compañeros no tienen ninguna confianza en los burócratas del cuerpo de delegados del personal. Esta arbitraria separación de los trabajadores del hospital (en profesionales y no profesionales) fue explotada y avalada por la dirección del hospital, las anteriores gremiales médicas y de Atsa, pero es por demás educativo ver con qué rapidez los compañeros superan a sus direcciones. La gremial médica es un claro agrupamiento antiburocrático que públicamente ha planteado su posición de enfrentar la política de achicamiento, flexibilización y despidos masivos (cerca de 300), que pretende implementar la patronal.


La gremial médica ha denunciado a la dirección del hospital por el manejo fraudulento de los fondos, por haber generado una colosal deuda salarial (se adeudan los salarios de septiembre y octubre del ‘97), los aguinaldos y vacaciones ‘96/‘97 y ‘98, una deuda fiscal y previsional de 24,4 millones de pesos y otra de 2,6 millones de pesos con el Banco Mayo, además del no pago de los sueldos de julio/agosto y septiembre ‘98. También se denunció al PAMI y al gobierno nacional por el no pago de las cápitas de agosto y septiembre y de la deuda de 14 millones de pesos que mantiene con el hospital (fondos que Economía no libera).


Al acto adhirieron y participaron: Madres de Plaza de Mayo, Periodistas (H. Schiller), entidades comunitarias judías y de jubilados, diputados de la Nación y legisladores de la Ciudad, partidos políticos (PO, Mas, PC) Asis, Lista Naranja del Clínicas, Femeca, municipales, etc. Se reclamó a los legisladores presentes y al gobierno de la Ciudad que tomen directa intervención en el conflicto. En momentos que se está discutiendo la nueva ley de salud para los porteños el Hospital Israelita no puede ser ignorado; por lo tanto, se exigió a De la Rúa que dicte una medida de emergencia: la intervención del hospital (municipalización) y el adelanto de una partida de fondos para que se abonen los sueldos. En este sentido, finalizada la asamblea, la AMMI se movilizó a la comisión de salud de la Legislatura de la Ciudad, donde se denunció la crítica situación hospitalaria y se logró un despacho de la comisión de salud, para que en la sesión de mañana, el tema Hospital Israelita sea tratado y se gire al Ejecutivo porteño para que intervenga.

En esta nota