26/08/2010 | 1143
JUEVES 26, A LAS 13:30 - MARCHAMOS A PLAZA DE MAYO

Defendamos a los compañeros de Crítica

Candidato a Secretario de Organización por La Naranja de Prensa en el Frente de Unidad

Aníbal Fernández volvió a mentir contra los trabajadores de Crítica de la Argentina. El miércoles 12, en una entrevista televisiva, informó que al día siguiente se haría efectivo el pago de una cuota parte de la deuda que, por la publicidad oficial, mantiene el gobierno con el diario. Nada de eso sucedió. El pago (400 mil pesos), además, era a cuenta de una deuda mayor aún no aclarada que superaría el millón de pesos. Para trabajadores que hace cuatro meses no cobran el sueldo, el cobro de esa deuda implica un respiro en medio de la decisión de un juez de ordenar el desalojo de la redacción y luego de la “caída” de las negociaciones para la compra del diario por parte del grupo Olmos (K), dueño de Crónica.

Una salida

El nuevo incumplimiento gubernamental provocó una bronca profunda entre los trabajadores. La asamblea general realizó un corte de calle en la avenida Corrientes, en el microcentro porteño. Es digno de mención el acelerado curso que han realizado los trabajadores del diario. De las primeras marchas hace cuatro meses exigiendo al vaciador Antonio Mata el pago de los salarios adeudados se ha pasado a la exigencia al gobierno.

Toda una lección para aquellos que estimulan la llamada “democratización” de la información. Después de cuatro meses de conflicto, los autores de la Ley de Medios siguen sin responder por los 190 trabajadores de prensa que luchan contra la quiebra y vaciamiento de un diario. Los tres Repro entregados por el Ministerio de Trabajo en estos meses no han pasado de ser una limosna.

Para el jueves 26 se votó una movilización a Plaza de Mayo, para exigirle al gobierno una respuesta inmediata. Está planteada la necesidad de una acción decidida y el compromiso de una movilización masiva por parte del Frente de Unidad opositora surgido durante el conflicto de Crítica y que dará batalla en las elecciones del gremio de prensa. Basta de promesas mentirosas. Basta de “interesados” que luego se borran. Que el Estado se haga cargo en forma inmediata de la situación pagando lo que adeuda y garantizando todos los puestos de trabajo.

De ser necesario, que absorba a todo el personal en los medios estatales. ¡Vivan los 140 días de lucha de nuestros compañeros de Crítica de la Argentina!

En esta nota