14/10/2020

La UTE- CTERA, la pandemia y el pacto social

Tribuna Docente en la Multicolor de UTE-CTERA ha impulsado el paro del 13 y 14 de octubre para rechazar activamente la apertura prematura de escuelas.

En los últimos días se dio a conocer un semáforo epidemiológico, apoyado en una resolución del Consejo Federal de Educación y en el protocolo votado en julio junto a la CTERA entre otras centrales integradas al gobierno nacional.

A partir de esto el ministro de educación nacional Nicolás Trotta ha entregado a cada jurisdicción la competencia de la resolución de apertura de las escuelas aún bajo las circunstancias del ritmo de la pandemia que coloca a la Argentina dentro de los primeros siete países con mayores contagios.

Alberto Fernández, Kicillof y Larreta han acordado levantar todo y CTERA y sus sindicatos de base dejan a su suerte a la docencia

En la CABA los intentos aperturistas vienen a las largas. Larreta y Acuña han recurrido a todo tipo de argumentos incluso absurdos e inconsecuentes con los datos epidemiológicos con el objetivo de abrir las escuelas lo cual les permitiría poner «legalmente» en funcionamiento a la Ciudad. Pero esta pandemia no sólo ha revelado las profundas desigualdades y carencias, sino también la orientación social en particular del gobierno de la CABA, en general de los gobiernos provinciales e incluso el nacional.

Sin embargo pese a su concepción de «escuelas- guarderías» no han invertido un centavo en adecuaciones edilicias. Durante todos estos meses de cuarentena no sólo desatendieron las necesidades de la virtualidad sino también dejaron los edificios escolares en situaciones de cuasi abandono. Este punto es muy importante, ya que un gobierno que realmente pretende garantizar la educación con sus implicancias multidimensionales en relación a les estudiantes y al pueblo trabajador, debiera haber dirigido sus medidas en sentido exactamente opuesto a lo actuado.

Sin embargo ese sentido opuesto no está trazado por la resistencia de las direcciones sindicales mayoritarias como la UTE-CTERA. Por el contrario se ha colocado como la rueda de auxilio del gobierno nacional y por consiguiente deben mantener la paz social con Larreta en el caso de la CABA. Esto es paradigmático: los portadores de los discursos y arreglos semánticos contra el supuesto marketing de la derecha de Cambiemos, entregan la salud y ponen en riesgo la vida de estudiantes, docentes y sus familias.

La dirección celeste de UTE-CTERA está permitiendo que Larreta-Acuña avancen con la apertura prematura de escuelas bajo la pandemia, sin condiciones ni epidemiologicas, ni de infraestructura y tampoco con protocolos reales de prevención y abordaje inmediato en casos de contagios. La falta siquiera de un ariete de organización y lucha por parte de la dirección de UTE-CTERA contra el comienzo de actividades presenciales, es la muestra de la pasividad completa de una conducción sindical postrada ante la situación política general de ajuste bajo pandemia a la clase trabajadora.

La conducción celeste actúa desorganizando a la docencia de la Ciudad, quienes venimos de frenar de forma independiente con la realización de una asamblea abierta convocada por la multicolor de UTE-CTERA, con medidas de acción votadas en asambleas distritales abiertas, autoconvocadas y convocadas por el sindicato Ademys, en las distintas oportunidades en las que el GCABA intentó someter a docentes, estudiantes y comunidades a una grave exposición a los contagios de covid-19.

En contraposición la docencia clasista y combativa de la CABA a través del sindicato Ademys y llevando adelante las resoluciones votadas en las asambleas abiertas que colocaron en perspectiva la lucha contra una apertura prematura de escuelas, los protocolos y comités de bioseguridad con poder de veto, han convocado a un paro de 48hs martes y miércoles y la realización de una caravana junto a docentes de provincia de Buenos Aires.

La Multicolor de UTE tiene por delante el desafío de convocar nuevamente a una instancia con el objetivo de organizar a la docencia para enfrentar lo que se viene.

Desde Tribuna Docente en la Multicolor de UTE-CTERA llamamos a la docencia en su conjunto a frenar este ataque del gobierno y sumarse al paro de 48 hs convocado por Ademys.

Impulsemos asambleas para deliberar un curso de acción que supere y rompa la contención del pacto social.

-No a la apertura prematura de escuelas

-Conectividad y dispositivos para estudiantes y docentes.

-Universalización de alimentos.

– Protocolos con poder de veto elaborados por docentes, estudiantes, comunidades en conjunto con profesionales de la salud.

– Reconocimiento de licencias de cuidado a hijes menores a 14 años, por cuidado de adultos mayores y/o personas con enfermedades de comorbilidad.

 

En esta nota

También te puede interesar:

Del 26 al 30 se desarrollan las jornadas interinstitucionales por la ESI. Como parte de su avanzada privatista, Rodríguez Larreta borró este contenido de la carrera de educación primaria.
Vamos por asambleas en todas las escuelas y distritos.
Ante el vencimiento de los contratos de cientos de quienes están en planta transitoria.
El lunes 2, por una suba del 100% y el conjunto de los reclamos del sector.
No volvemos porque nunca nos fuimos: paro, movilización y plan de lucha.