31/12/2018

Los trabajadores de Interpack reciben el año nuevo luchando

Una escuela de cómo enfrentar los despidos.

Igual que en las pasadas fiestas de Nochebuena y Navidad, los gráficos de Interpack recibirán el Año Nuevo garantizando la ocupación de la planta, profundizando el plan de lucha por la reincorporación de los once compañeros ilegalmente despedidos. Es la férrea respuesta a la decisión política de la secretaría de Trabajo de dictar una conciliación obligatoria que no retrotrae el conflicto al momento previo a las cesantías patronales, un verdadero acto de guerra contra los obreros.


La comisión interna, encabezada por Miguel Bravetti, rechazó sin atenuantes este dictamen abiertamente patronal, lo que luego avaló una extraordinaria asamblea obrera, que resolvió además profundizar el plan de acción.


Una respuesta que no nació de un repollo


Los 28 días de huelga con ocupación se han transformado en una gran escuela para todo el movimiento obrero acerca de cómo pararse ante despidos masivos e ilegales. El fondo de huelga sigue sumando aportes y se ha comenzado a integrar una comisión de mujeres y familiares de los trabajadores de Interpack, que nació al calor de la extraordinaria noche de confraternidad que fue la cena de Nochebuena en el acampe de la planta. En medio de las barriadas obreras de Lomas del Mirador, donde está instalada la planta, los trabajadores de Interpack ven día a día cómo aumenta la solidaridad y el apoyo de sus vecinos. Muchos de ellos, víctimas también de las cesantías patronales, contraponen su experiencia de derrota y abandono de parte de la burocracia sindical de sus gremios con el accionar completamente opuesto de la comisión interna de Interpack.


La asamblea como método para discutir y organizar un plan de lucha, la huelga indefinida con ocupación ante despidos masivos, la confianza cero en el Ministerio de Trabajo, el rechazo a todas las amenazas y aprietes de la justicia y de la represión policial, y la convocatoria a todo el movimiento obrero combativo a rodear de solidaridad su lucha, les han permitido a los trabajadores de Interpack obtener la fuerza para arrinconar a una patronal de las más poderosas de Argentina y de Sudamérica. Es el método y la política desenvuelta por la comisión interna de Interpak desde hace ya más de 20 años, impulsada por la agrupación sindical clasista de la Naranja Gráfica.


El triunfo de Interpack, un triunfo para todo el movimiento obrero


Todas las patronales han desplegado una andana de despidos masivos, apoyándose en la recesión económica por ellos mismos generada y la impunidad que les brinda el gobierno y el ex Ministerio de TRabajo. Este año que los obreros de Interpack despedirán luchando, finaliza con 120.000 trabajadores despedidos, que se suman a todos los cesanteados desde hace ya tres años. Los ocupantes de Interpack están certeros sobre el triunfo de su lucha, pero requieren de la solidaridad activa de todo el movimiento obrero combativo.


Este 1 de enero de 2019, los gráficos de Interpack realizarán un gran festival musical en apoyo a su lucha. Y el jueves 3 de enero, convocan a una gran marcha al ministerio de Trabajo, a las 13 horas, desde la Plaza de los Dos Congresos.


La Coordinadora Sindical Clasista del Partido Obrero empeña todos sus esfuerzos en el triunfo de esta enorme huelga con ocupación por la reincorporación de todos los compañeros despedidos, y llamamos al Plenario Sindical Combativo, a los sectores antiburocráticos y a los partidos de izquierda a sumarse al Festival de Lucha del 1 de enero en el acampe y a movilizarnos masivamente junto a los obreros graficos al Ministerio de Trabajo este próximo jueves 3 en Congreso.


¡Viva la lucha de Interpack!

En esta nota