28/06/2007 | 998

Los trabajadores no aflojan.

En un cuadro de importante ascenso del movimiento obrero de ese cordón industrial, se están produciendo importantes conquistas.


Los químicos, después del gran paro general y el piquete que paralizó todas las plantas del parque industrial, dieron un primer paso en un conflicto durísimo por las condiciones de trabajo y los despidos contra multinacionales como Monsanto y Petrobras. Las patronales ahora acataron la conciliación obligatoria que antes habían desconocido, con los despedidos adentro, debido a la verdadera rebelión que se produjo en la zona. Los químicos se preparan con los despedidos adentro para reabrir el conflicto pues nada se ha avanzado en materia de las condiciones de seguridad de esas plantas.


Algo similar ocurrió con la metalúrgica Sintermetal, después de varios días de lock out patronal y con una carpa de permanencia frente a la planta. Los trabajadores realizaron una gran jornada sobre Siderca donde recibieron la solidaridad de los metalúrgicos de esa gran fábrica y un importante apoyo financiero. Finalmente también la patronal acato la conciliación la obligatoria con todos los despedidos adentro y se reiniciaron las tareas.


Se han sumado a un conflicto los municipales nucleados en Ate, que reclaman un básico de 1500 pesos y tienen una carpa en la Plaza central frente a la intendencia.


Los papeleros han obtenido el reconocimiento gremial como sindicato después de importantes luchas contra las patronales. Ahora están produciendo elecciones de delegados, y las patronales se han tenido que avenir a discutir las condiciones de convenio hasta hoy desconocidas.


Existe en la totalidad del parque industrial un antes y un después de este gran piquetazo obrero. Se están realizando en todas las plantas discusiones sobre elecciones de delegados, reclamos contra el trabajo en negro y precarizado y es unánime el reclamo contra las normas flexibilizadoras impuestas por las empresas cuando no tenían acceso al parque los sindicatos.


Prima en Zarate un encuadramiento a la baja de miles de trabajadores. Las patronales adoptaron los convenios basura de la UOCRA y Comercio para casi la mayoría de las empresas. Hasta empresas que trabajan en el propio puerto están encuadradas en Comercio y pertenecen a la Uocra Pymes de todas las ramas de la industria. Esta llegando a su fin el paraíso de flexibilización laboral de los parques industriales. De a poco maduran las condiciones para un plenario obrero que unifique un programa y un planteamiento de lucha por las reivindicaciones comunes.