26/12/1996 | 525

«Mariano West deja correr empresas ‘truchas’»

Reportaje a Carlos Alberto Freites, delegado de "La Perlita"

PO: ¿Por qué dirigieron la movilización a la Intendencia?


CAF: Porque el intendente West dejó correr una empresa trucha, «El Colmenar», que pretendiéndose mutual habilitada a hacer circular 2 coches, había montado un servicio paralelo sin la autorización (piso) y cobrando una tarifa menor.


Esta empresa estaba bancada por el ‘Bebé’ Ricci, ex concejal, que dejaba correr el servicio y la emisión de boletos a cambio de un 20%.


El primer coche de línea llevaba socios de la mutual, y los otros levantaban pasajeros con boletos.


Queremos denunciar que los compañeros de «El Colmenar» trabajan en negro, sin cobrar beneficios sociales, y los coches carecen de máquinas, cobrándose el antiguo boleto.


PO: ¿Cómo continuó el conflicto?


CAF: Ante los despidos, paramos la línea y llevamos los coches a la plaza de Moreno, donde quedaron estacionados con las gomas desinfladas, congregándose cerca de 300 choferes, reclamando la inmediata reincorporación de los despedidos.


Ante esto, el intendente fue a La Plata a consultar, y le dijeron que debía levantar el servicio de «El Colmenar».


PO: ¿Qué propuesta formularon ustedes?


CAF: Nosotros planteamos que los 15 choferes de «El Colmenar» sean absorbidos por «La Perlita», y esto la patronal lo aceptó, para que los compañeros no pierdan la fuente de trabajo.


PO: ¿Qué hay atrás de esto?


CAF: La intención de convertirnos a todos en ‘cooperativas’, quitándonos los derechos laborales, como en la 643. Si «El Colmenar» se mantiene, las patronales van a igualar para abajo. Por eso debemos defender nuestra fuente de trabajo y no permitir ningún deterioro mayor en nuestra situación laboral.


 

También te puede interesar:

El único mensaje que escucha el gobierno es el de los capitalistas.
El 14/10 se realizarán las elecciones en ATSA Buenos Aires, dirigida hace 29 años por la “Celeste y Blanca” de Héctor Daer.
Nueva conducción moyanista y portazo de la UTA y La Fraternidad.
Contra las sanciones arbitrarias del grupo Autobuses – Dota.