03/02/2021

Mendoza: los decretos de Suarez no cierran la lucha salarial

Frente al rechazo de la propuesta oficial por parte de los trabadores de la educación, el gobernador Rodolfo Suárez lo consagra autoritariamente por decreto. Este establece un aumento de 0% para 2020, 20% en cuotas para 2021 y un bono en negro de $54.000 en 12 cuotas.

El gobierno de Suárez llego a esta instancia luego de un sin números de maniobras, como por ejemplo promocionar mediante la pauta oficial en los medios masivos supuestos grupos de autoconvocados que reclamaban aceptar la miseria salarial. A este montaje se presto un sector de la burocracia sindical.

Es claro que el reposicionamiento de Sute en relación a la miseria salarial está marcando un cambio de humor entre los trabajadores estatales de la provincia y la docencia en particular. Esto se expresa en el crecimiento de Sitea contra la vergonzosa aceptación de ATE, apretadas y amenazas mediante; también en el reagrupamiento antiburocrático que comienza a tomar forma en judiciales, que primero rechazo, a diferencia de Sute.

Las maniobras del gobierno de Suárez prosperaron. La burocracia verde se reunión con los “autoconvocados” a “escucharlos” para firmar la aceptación de la miseria salarial. Con los decretos redactados en pleno enero lo que cambia entre la aceptación y el rechazo es que la burocracia cobra la cuota solidaria, la zanahoria del burro para garantizar la paz social, en las vísperas de un año electoral.

Se plantea la preparación de un plenario de delegados de bases de todos los estatales para conquistar una recomposición salarial correspondiente al 2020, discutir un aumento para 2021 por arriba de la inflación prevista, garantizar el pase a planta de todos los compañeros que hace años trabajan bajo la modalidad de contratos, prestaciones de servicios o tercerizadas y garantizar las medidas de seguridad e higiene frente a la inminencia de la segunda ola de Covid.

En esta nota