30/08/2012 | 1237

Mercedes Benz ataca al activismo, el Smata otorga

Mercedes Benz sigue ajustando la crisis sobre los trabajadores.


A las medidas flexibilizadoras del contrato de trabajo, al aumento de los ritmos de producción, a las malas condiciones de trabajo, se le suman ahora los despidos.


Esta semana hubo cuatro nuevos despidos, con los que casi se llegó a una centena en lo que va del año.


Lo más grave es que dos de esos compañeros fueron despedidos por ejercer el derecho a organizarse y a formar parte de la vida sindical de su lugar de trabajo.


Hablamos de Nicolás Fernández Casas y de Jesús Campos, dos compañeros que decidieron participar de las elecciones como candidatos delegados. Pese a que recibieron el apoyo de cientos de compañeros, luego de una elección muy cuestionada y para nada transparente, quedaron afuera del cuerpo de delegados.


La cantidad de votos que recibieron y el haber sido candidatos a delegados les daba una cobertura gremial por seis meses. Un mes y medio después de vencida esa cobertura, la empresa los despide el mismo día y a la misma hora.


Con esta acción, la empresa buscó un doble efecto: por un lado, sacarse de encima a dos compañeros que eran un obstáculo para flexibilizar y para ajustar en "paz social", ya que ambos denunciaban las malas condiciones de trabajo y los miserables aumentos salariales. Por otro lado, busca disciplinar al resto de los compañeros para que trabajen todos con miedo y resignación.


Aún estamos esperando un pronunciamiento del Smata, porque como dice el dicho: "el que calla, otorga".


La empresa está incorporando personal al tiempo que despide. Es decir, aprovecha la flexibilización laboral para rotar personal sin efectivizar.


La crisis económica mundial viene haciendo de las suyas y Mercedes Benz comenzó a descargar la crisis sobre las espaldas de los trabajadores. Todo indica que esto recién comienza y que si no empezamos a actuar, seguirán más despidos y ajustes.


Por todo esto, exigimos al Smata que convoque a una asamblea para discutir un plan de lucha y la inmediata reincorporación de todos los despedidos. Basta de persecución gremial.


Corresponsal

En esta nota

También te puede interesar:

Se encuentra demorado en la comisaría el secretario gremial de SMATA Rosario.
Una crisis que muestra la inviabilidad capitalista.
Asambleas y plenarios de delegados para rechazar este recorte y la entrega de la UOM.
El gobierno de Schiaretti promueve la reapertura de toda la industria en Córdoba.