25/03/2020

“Paramos la producción porque están en juego nuestras vidas”

Entrevista a Cristián Yañez, delegado del empaque de Teorema SRL en la provincia de Río Negro.

Ante la ausencia de medidas que garanticen condiciones a los trabajadores del empaque de la fruta, y la carencia de licencias, una asamblea obrera en Teorema SRL resolvió el cese de la producción hasta el 31 de marzo. Sobre ello, Prensa Obrera entrevistó al delegado Cristian Yánez.


¿Cómo se llegó a la asamblea que decidió parar la producción?


Yo soy trabajador del empaque hace más de una década y hace cinco años que soy delegado. La situación laboral del sector ha venido empeorando y el coronavirus lo puso en evidencia. La falta de normas de seguridad e higiene en los establecimientos ha ido agravándose con los años. Ahora está en juego la vida de los y las trabajadoras. Pero a las patronales enroladas en la Cafi (Cámara Argentina de Fruticultores Integrados) no les importa nuestra vida, y la dirección del sindicato es cómplice. O trabajamos en estas condiciones o nos vamos a casa sin goce de sueldo, dicen desde el sindicato. Por su inacción frente a la desidia de la empresa, responsabilizamos a la dirección sindical y a los gobiernos provincial y nacional por las posibles sanciones contra los trabajadores por este paro.


¿Actualmente cuál es la situación?


Estamos extendiendo el debate a todo el gremio sobre la situación y esta experiencia recorrida. En el caso del empaque, el Estado siempre ha beneficiado a la Cafi con subsidios millonarios, sin que esto signifique para nosotros mayor seguridad o ni más puestos de trabajo. Por el contrario, aprovechando la pasividad del sindicato, se han cerrado empaques, hemos perdido derechos laborales y puestos laborales.

La cuarentena obligatoria debería contemplar garantías sanitarias de prevención adicionales para los trabajadores de las ramas que siguen produciendo, como nuestra actividad. Por eso le exigimos al Estado que responda por cada trabajador y trabajadora del empaque.


¿Que se discute entre los trabajadores?


Además del tema central de cuidar nuestra salud y nuestros ingresos en medio de la pandemia del coronavirus, han surgido otros debates relacionados con la explotación que sufrimos, el no cobro del plus por zona desfavorable, que la temporada es cada vez más corta, la flexibilización del convenio colectivo de trabajo, la suspensión del pago por productividad. Todos estos debates siempre han estado presentes, y han permitido a un sector del movimiento obrero de la fruta sacar conclusiones sobre quiénes son los responsables de nuestra situación actual, entre ellos las sucesivas conducciones del sindicato.


¿Cómo siguen ahora?


Ahora logramos algo importantísimo que fue parar la producción. Aunque la patronal nos amenacen con sanciones y que el sindicato diga que no corresponde cobrar si paramos, creemos firmemente que lo que está en juego son nuestras vidas, las de nuestra familia y la salud de toda la población. La irresponsabilidad de la Cafi y del sindicato nos cubre judicialmente. Exigimos al Estado que intervenga para garantizar la protección de miles y miles de trabajadores y trabajadoras del empaque. 


Planteamos realizar asambleas en todos los lugares de trabajo,  y nos ofrecemos a recoger denuncias de otros empaques. No puede haber ningún despido y ni suspensión, reclamamos licencia laboral con goce de sueldo. Esta lucha la ganaremos con unidad de los trabajadores y las trabajadoras, organizándonos de manera independiente de los gobiernos, las patronales y el sindicato.




 



 

También te puede interesar:

Se debate un congreso de delegados y el pedido de elecciones de seccional en Villa Regina.
El joven de 16 años fue brutalmente golpeado por la Policía y terminó hospitalizado.
FdT y JSRN rechazan propuesta de impuesto extraordinario del FIT
Mientras la organizacion independiente crece, la burocracia dilata.
Una radiografía de la irresponsabilidad y el ajuste del Estado.
La llegada de distintas “celebridades”, exdeportistas y personajes de los medios para esquiar desató el rechazo de la población.