31/07/2021
salarios e inflación

Paritaria nacional docente

Alberto y Cristina profundizan el ajuste de Macri. Ctera, la entrega de los trabajadores de la educación.

Foto de archivo

El gobierno decidió convocar a la paritaria nacional docente el lunes 9 de agosto, ante el hecho inevitable de la desmaterialización del salario en medio de una voraz inflación que en perspectiva todos los analistas la ponen por encima del 50%. El gobierno va a la discusión con la garantía y el antecedente del ajuste histórico que impuso a los docentes cuando se acordó la paritaria en febrero pasado, y que Ctera firmó sin chistar.

El convenio alcanzado a comienzo de año contempló un aumento salarial de 34,55%, con lo que el salario mínimo docente comenzó con 31.000 pesos a partir del 1° de marzo y llegaría a 37.000 en septiembre próximo. Con este nivel salarial, en septiembre un docente que reciba el salario inicial nacional estará 34 mil pesos por debajo de la línea de pobreza.

La burocracia sindical de Ctera, completamente integrada al gobierno, festejó esta entrega y caracterizó que ahora, con el gobierno nacional y popular, los salarios le ganaban a la inflación, que con Alberto y Cristina iban “por más”.

El gobierno nacional no explicitó cuál será la propuesta que pondrá en la mesa el 9 de agosto, pero la pista ya la dio a conocer con la adecuación del Salario Mínimo Vital y Móvil, que recibió un nuevo aumento estipulado por la Mesa del Salario en julio del 6% y alcanzó los $27.216 para una jornada de ocho horas y cinco días a la semana. Según lo publicado en el Boletín Oficial, la Resolución 6/2021 adelantó el aumento previsto para el total del año, gracias a lo cual en septiembre el Salario Mínimo Vital y Móvil será de $29.160.

Ancla para todos los estatales en defensa del ajuste del gobierno “popular”

Así como el Salario Mínimo Vital y Móvil firmado por los gordos de la CGT con el Ministerio de Trabajo y las patronales (que también firmó la burocracia de la CTA de Hugo Yasky) es el tope para una enorme porción de la clase obrera bajo empleo formal, los pisos firmados por Ctera son un anclaje para los aumentos de toda la administración pública, no solo para una parte enorme de la docencia nacional.

En la página de Ctera, la burocracia celeste de Sonia Alesso y Roberto Baradel no critican la situación del salario docente nacional ni hacen tampoco planteo alguno, pero en declaraciones a Télam, la secretaria general de Ctera afirmó que “venimos con mucha preocupación por la afectación de la inflación en los salarios de los trabajadores y la necesidad de adelantar la pauta que estaba fijada para noviembre. Queremos discutir cómo adecuamos los salarios a los índices inflacionarios”. En las mismas declaraciones, Alesso confirma que van a una entrega: llevar al salario docente este año al 45% de aumento, lo que significaría que, en diciembre, el inicial alcanzará los $48. 970, 18 mil por debajo de la pobreza a junio.

Es sobre esta base que la dirección de Suteba le aceptó al gobernador Kicillof el adelantamiento de la cuota de aumento de septiembre a agosto, gracias al cual una maestra de grado con 24 años de antigüedad o más llegará a cobrar recién en diciembre $63.706, contra los $ 66488 a lo que trepó el piso de pobreza en el mes de junio.

Con esta política salarial más la reducción de los ajustes para la jubilación, los planes sociales de indigencia y la eliminación de los de todos los insuficientes paliativos para disminuir los efectos la pandemia el gobierno popular alcanzó el déficit cero, algo que ni el mismísimo Macri consiguió.

Mucho más que una entrega salarial

El ministro nacional de Educación, Nicolás Trotta, adelantó que en esta reapertura de las paritarias “el encuentro supera lo salarial” (Télam), como es avanzar en las leyes educativas que le importan al gobierno, como una nueva Ley de Formación Docente, que adecue las condiciones de enseñanza a los ajustes que se han implementado a lo largo de la pandemia, virtualización mediante, una nueva ley de Educación Superior, y la muy probable adecuación del salario al rendimiento, a partir de prometer aumentar el Financiamiento Educativo gradualmente al 8%.

Rechazamos la paritaria de ajuste. Plan de lucha por un salario inicial que supere la línea de pobreza ajustado por inflación

Los sindicatos y seccionales multicolores reclaman que Ctera rompa su tregua con el gobierno, y enfrentan el ajuste de Alberto y de Cristina. Llamamos al conjunto de los sectores antiburocráticos de la docencia a enfrentar este ataque a la educación pública, a los derechos laborales y al salario de la docencia, impulsando un plan de lucha nacional. Por un salario inicial hoy igual a los 66 mil pesos, defensa de los estatutos docentes, de la jubilación, y cobertura de todos los cargos necesarios para sacar a la educación pública del actual derrumbe.

También te puede interesar:

El 6 de octubre se realizarán las elecciones de vocalías del CPE en UnTER. Vamos con el Frente Docente Antiburocrático.
La burocracia va en listas separadas sin romper con el TEP-Celeste. Vamos con la Multicolor-Bermellón e independientes.
Las asambleas y el Congreso Provincial de Adosac determinaron paro de 24hs para este viernes 17/9.
Recorrida por Neuquén, Plottier y Cutral Co-Plaza Huincul.