13/03/2003 | 792

Por la expropiación y la gestión obrera

El jueves 6 de febrero a las 20 hs. (luego de varias reuniones de los empleados con el PO, y de dos intentos de toma fallidos), trabajadores del supermercado San Cayetano, sucursal Bella Vista, decidieron tomar pacíficamente el establecimiento que aun se encontraba atendiendo al público pero sin clientes ya que no se reponía la mercadería desde tiempo atrás.


Rápidamente se hicieron presentes en la toma compañeros del Polo Obrero de la zona (solicitados por los mismos empleados que agradecieron nuestra presencia en la guardia montada por la noche)


A la mañana fue llegando el resto de los trabajadores, los que fueron atajados en la puerta por el gerente de la sucursal quien intentó persuadirlos para que no se unieran a la medida. El verso no resultó, y luego de una asamblea dentro del local con los compañeros recién llegados, se votó 23 a 4 continuar con la toma. Se sacó un comunicado llamando a tomar todas las sucursales que aun no habían sido ocupadas, por el pago inmediato de los sueldos atrasados y la defensa de los puestos de trabajo, llamando así a una lucha de conjunto con todo San Cayetano.


Los vecinos y comerciantes de la zona brindaron su apoyo en todo momento, colaborando ya sea con alimentos, trayendo saludos o poniendo dinero en la alcancía, dándoles fuerza a los trabajadores para continuar con la lucha.


Dentro del local, y frente al claro vaciamiento llevado adelante en todas las sucursales, ya se empieza a discutir la necesidad de trabajar sin patrones, que en este momento se han borrado por completo y apuestan al desgaste de la toma.


La toma de la sucursal Bella Vista puso el freno al vaciamiento patronal que se venia produciendo desde octubre, cuando empezaron a adeudar salarios y comenzó a faltar mercadería, provocando renuncias que no eran más que despidos forzados en un clima de maltrato a los trabajadores, que iba desde la arrogancia de los gerentes, hasta los 10 o 20 pesos que les tiraban como limosna (en una sucursal que llegó a facturar 25.000 pesos por día).


La ocupación pone de manifiesto la unidad de los trabajadores, se han hecho reuniones con delegados de cada sucursal tomada fijando como primer punto de un programa de reivindicaciones: ningún acuerdo por sucursal, por una salida en conjunto para todos los trabajadores de San Cayetano, en la lucha concreta contra este pulpo de 60 sucursales vinculado estrechamente al aparato del Pj. Es necesario continuar con estas reuniones de delegados, convocando a todas las sucursales – tomadas o no – para establecer un plan de lucha (que ya tuvo sus primeros pasos con dos movilizaciones al Ministerio de trabajo) que permita dar una salida de conjunto a todos los trabajadores.


Somos concientes de que, frente a la incapacidad de la patronal (que vació a San Cayetano) de garantizar nuestro puestos de trabajo, tenemos que luchar por una expropiación y puesta en funcionamiento bajo gestión obrera, que eche de cuajo a la patronal explotadora; y no por cooperativas en las que el trabajador termina siendo patrón de sí mismo, obligado a competir en condiciones desiguales con grandes empresas capitalistas.


Viva la lucha de los trabajadores de San Cayetano.

También te puede interesar:

Se presentó nuevamente el reclamo de las familias desalojadas ilegalmente en Estación Ferreyra.   
Abajo el ajuste del FMI. Por un bono para todos los desocupados y precarizados.
Este viernes 4 se esperan acciones en más de 20 provincias del país.