28/04/2020

Provocación de Clarín: anuncia el pago de los salarios en cuotas

Los trabajadores lo repudiaron en una asamblea virtual y decidieron medidas de lucha

La patronal del grupo Clarín ha encontrado en la pandemia la oportunidad para mostrar su más profundo carácter antiobrero y un cinismo mayúsculo. Acaba de informar a los trabajadores de Prensa que “lamentablemente” por la “situación de grandes dificultades que estamos afrontando” desdoblarán el pago de los salarios, abonando una parte en 5 de mayo y la otra el 22. Los trabajadores en una asamblea realizada de manera virtual, repudiaron la medida de la empresa y decidieron una serie de medidas de lucha, en el marco que plantea la situación de aislamiento.


Si no se tratara del principal multimedios del país que, además, es socio de Telecom Personal y que tiene en su patrimonio el multimillonario negocio de Cablevisión, entre otras cosas, cabría pensar que los Noble-Magnetto están transitando los problemas de una pyme. La parte de los salarios cuyo pago propone posponer 15 días son una moneda para los ingresos que tiene el grupo, que ha sido beneficiado con multimillonarios negocios por parte de los distintos gobiernos kirchneristas y el macrista y que solo muy marginalmente han sido tocados por las consecuencias de la pandemia.


Esta provocación patronal habría que entenderla como una respuesta a los reclamos salariales por parte de los trabajadores de Prensa frente a los últimos convenios firmados por un sindicato fantasma –la Utpba- que mantiene la personería gremial y que funciona como un instrumento directo de las empresas, que han supuesto una pérdida de más del 40% del poder de compra de los sueldos en el curso de los últimos dos años.


Así lo entendieron los trabajadores que, en una combativa asamblea realizada hoy, martes, votaron un repudio al anuncio, declararse en asamblea permanente y una serie de medidas de lucha que deberán ser refrendadas por otra mayor a realizarse mañana. Una respuesta que muestra la decisión de los trabajadores de no permitir las provocaciones patronales y que se siga destruyendo el salario para que uno de los mayores grupos económicos del país multiplique sus ganancias a costa de los trabajadores que, además, ya ganan, en un alto porcentaje, salarios que no cubren el costo de la canasta familiar.


Todo el apoyo a los trabajadores de Clarín. Por el salario. No a la provocación patronal.



 

También te puede interesar:

Según el Banco Mundial, desde la pandemia, 1,7 millones de personas de sectores medios cayeron a una situación de mayor vulnerabilidad.
La patronal dio lugar a rebajas del 7% en la hora.
Conquistaron pase a planta, reincorporación de una trabajadora despedida, reconocimiento porcentual de la antigüedad y aumento que supera el 50%.
Medida desde el 2018, la inflación le gana siempre al poder adquisitivo de los trabajadores.