10/07/2020

Río Negro: gran jornada de lucha de los y las trabajadoras rurales por el pago de la zona fría

Se puso en pie la Agrupación Rurales en Lucha, mientras la burocracia de Uatre entra en crisis.

El día miércoles 8 de julio tuvo lugar una histórica jornada de lucha provincial en Villa Regina, protagonizada por los y las trabajadoras rurales enrolados en el sindicato Uatre, en reclamo por el pago de la zona desfavorable (zona fría) y por otras reivindicaciones pendientes. La jornada surgió para rechazar años de atropellos y engaños sindicales, políticos y patronales. La patronal del sector, la Cafi (Cámara Argentina de Fruticultores Integrados), viene avanzando con sucesivas reformas del Convenio Colectivo de Trabajo y con paritaria de hambre, logrando que los salarios rurales, que rondan los $25.000, alcancen apenas la mitad de la canasta básica familiar necesaria en la Patagonia, la cual supera los $45.000.

Pasando por encima de las burocracias sindicales, los y las trabajadoras en asambleas por establecimientos votaron comenzar un plan de lucha y salir a las calles. De hecho, el lema «La ganamos en las calles» fue la consigna levantada y defendida, justamente en las calles el día de ayer. Daniel Milla, trabajador rural y representante del reagrupamiento sindical dijo a Prensa Obrera: «Nos cansamos de todos porque son décadas de pisoteos».

La crisis abierta en la burocracia de Uatre

A las interpelaciones de los secretarios generales de Villa Regina y Godoy, Pablo Cariman y Luis Figueroa respectivamente, se sumaron, en la jornada, otras como las realizadas a los secretarios generales de la Seccional de General Roca, Alarcón, y Liguen de Cipolletti, que en vez de convocar sus propias jornadas de lucha en las localidades las boicotearon. La marcha fue levantando en combatividad y conciencia y sobrepasó el intento de contención de la burocracia, al punto de que cansados y cansadas de tantos atropellos decidieron ir al poder político municipal. El municipio fue ocupado por más de media hora por los y las trabajadoras, exigiendo la presencia del intendente de Juntos Somos Río Negro, Marcelo Orazi.

La decisión fue más que acertada y dejó al descubierto los profundos vínculos políticos existentes entre los funcionarios municipales y la burocracia de Uatre. Pablo Cariman, secretario general de Villa Regina le reclamaba al intendente la devolución de los “favores” recibidos durante la última campaña. Todo un papelón.

La burocracia de Uatre tuvo que salir ayer a las calles producto de las presiones de las bases luego de años de parálisis y con una crisis creciente. También como un intento de defensa patronal. Su salida a las calles, de hecho, no tiene como finalidad luchar a la par de los y las trabajadoras rurales por sus derechos, sino más bien contener e intentar desviar la creciente organización independiente. El trabajo en negro en las chacras es moneda corriente, las inspecciones rara vez se hacen y, además, existe una híperprecarización laboral mediante la contratación de cooperativas.

La joven Agrupación Rurales en Lucha, fundada al calor de esta lucha dentro del gremio, advirtió, recientemente, que la ley rural y sus modificatorias son profundamente antiobreras y señala que el proyecto presentado hace poco y promovido por la burocracia, no salió de las bases.

Organizarse para conquistar nuestros derechos y nuestro sindicato

La Agrupación Rurales en Lucha ha tomado características provinciales. De hecho, ya en primeras horas de la mañana de la jornada de ayer comenzaron a llegar mensajes, videos, fotos y audios con apoyos de trabajadores y trabajadoras a la jornada de Villa Regina desde Cinco Saltos, General Godoy, Ingeniero Huergo, Mainque y General Roca. Los debates en Uatre se han profundizado, llegando a conclusiones políticas. La perspectiva de la recuperación del sindicato, comenzando por las seccionales locales, ha hecho temblar a los secretarios generales y a muchos de sus delegados. Según trascendidos, algún secretario general de seccional estaría pensando en dar un paso al costado por estas horas, producto de su incapacidad para enfrentar a la patronal y los gobiernos, lo que abriría un nuevo proceso electoral. Recordemos que aunque las elecciones fueron el año pasado, estuvieron atravesadas por maniobras ilegales.

Al finalizar la jornada, en las escaleras de entrada del municipio de Villa Regina, Daniel Milla advirtió al conjunto de los y las presentes: que «no pueden haber represalias contra ningún trabajador y trabajadora rural que hoy acompañó la jornada histórica de lucha». También se dejó en claro que volverán, de no tener respuestas en los próximos días.

Una delegación del empaque estuvo presente, representada por Cristian Yañez y Juan Pablo Cañupan, delegados de los empaques de Teorema y La Reginense respectivamente. Manifestaron su apoyo a este reclamo que también en su gremio se les niega. «Que nuestros dirigentes no estén hoy reclamando, en una jornada de lucha provincial, acompañando este sentido derecho es otra muestra de que están con la patronal y por eso nos boicotearon otra vez” manifestó Cristian. También estuvo presente Norma Dardik, de Tribuna Estatal en ATE Río Negro, el Polo Obrero y el Partido Obrero.

Todo nuestro apoyo a este reclamo postergado durante décadas. Como bien dice la consigna, La zona fría la ganamos en las calles. Por un plan de lucha con continuidad. Fuera la burocracia de los sindicatos.

 

También te puede interesar:

Responsabilizamos al Estado por la integridad física y laboral de cada trabajador y trabajadora.
Por un plan de lucha en las calles.
Se plantea un paro general de toda la actividad frutícola.
Por el adicional por zona desfavorable y todos los derechos.
El gobierno sigue sin considerar esenciales a las más de 40 mil familias que dependen de la cosecha del limón.