17/10/2018

Smata reza para sostener al gobierno

Agrupación Naranja del SMATA

El próximo sábado 20 el Frente Sindical, en el cual reviste el SMATA, se movilizará a una misa en la Basílica de Luján.


En un cuadro de caída de un 12.1% anual de la producción automotriz, los puestos de trabajo son recortados de a miles. En Córdoba hay más de 5.500 suspensiones sumadas a la eliminación de dos turnos de producción de la Ford y la Volkswagen –y Peugeot, que pertenece a UOM.


Esto se agrava con la situación de las autopartistas y las concesionarias, que siempre fueron los más flexibilizados, en donde en vez de suspender las empresas –la mayoría con convenios truchos– directamente despiden en masa.


En el caso de Toyota, dónde la producción crece, la conducción del SMATA cedió reivindicaciones clave del Convenio para “alentar las inversiones” (se incorporaron las horas crédito, se incrementaron los ritmos laborales, etc). Esto es una “reforma laboral de empresa”.


En lo que los periodistas llamaron “asamblea”, el Secretario General del SMATA, Ricardo Pignanelli, compartió una reunión con los trabajadores conjuntamente con el presidente de la empresa japonesa, en la que él mismo le garantizó la producción anual a cualquier precio y  convocó a los trabajadores a concurrir a la misa en Luján. El discurso del patrón y del sindicalista fue el mismo.


“San SMATA”


Luego del paro dominguero del 25, la burocracia convoca a rezarle a la Virgen para que “el gobierno cambie el rumbo”. Ninguna de medida fue precedida por asambleas reales en los lugares de trabajo. Es una acción de contención, que apunta a canalizar la bronca obrera dejando pasar el ajuste hacia las elecciones del 2019, garantizando la gobernabilidad de Macri. “Esperar al 2019” con un gobierno que está destruyendo a los trabajadores cada día, sin un plan de lucha nacional del conjunto de los trabajadores, es ser cómplice del ajuste. ¡Nos mandan a rezar para no luchar!


Hay una gran deliberación en el movimiento obrero metalmecánico: desde la Agrupación Naranja Mecánica planteamos que, frente a la entrega de la dirección de la SMATA, debemos ser los trabajadores quienes mediante asambleas en todas las fábricas impulsemos un verdadero plan de lucha que integre todas las reivindicaciones para derrotar el ajuste de Macri, el FMI y los gobernadores peronistas.


Que se vaya Macri y una asamblea constituyente que resuelva las medidas elementales para defender la vida de los trabajadores.


Movilicemos masivamente junto al Plenario del Sindicalismo Combativo el 24 contra el presupuesto del FMI.

En esta nota

También te puede interesar: