24/11/2020
LUCHA SALARIAL

Telefónicos: una paritaria por debajo de las posibilidades y necesidades

Que se discuta el “preacuerdo” en las asambleas.
Delegado Foetra, Naranja Telefónica.

El viernes 20 se realizó una importante movilización y caravana, que partió del edificio de la empresa Claro al Ministerio de Trabajo, en reclamo contra la precarización laboral, por justicia por Matías Dimuro y por el salario. Al finalizar la movilización, comenzó a circular un comunicado de la Mesa de Unidad Sindical de las telecomunicaciones (MUS), que agrupa a sindicatos y federaciones, informando un “preacuerdo” salarial con las empresas Claro, Telecom y Telefónica/Movistar.

El mismo consiste en un aumento del 20%, en cuotas, para el periodo julio 2020 a marzo de 2021: 7% a partir de octubre, 3% en diciembre, 7% en enero y 3% en febrero. Esto no va íntegramente al salario básico sino solo una parte. La otra parte va al “adicional especial”, que es una voz de pago en el recibo de sueldo para evitar pagar un “plus” salarial semestral atado al básico y la antigüedad, que viene perdiendo peso al colocar un 40% del aumento por fuera del básico en un rubro que no existe en el convenio colectivo. A su vez, este plus salarial, conocido en el gremio como sueldo 14, no lo cobran miles de trabajadores/as de la “telefonía móvil” (Movistar, Personal y Claro), por estar encuadrados en un convenio Foetra a la baja.

La inflación y el impuesto al salario

El 10% que se cobra este año no llega a cubrir la inflación del semestre -11,2% acumulado a octubre según el Indec- faltando aún computar la inflación de noviembre y diciembre que se calcula como la más alta del año, sin contar los tarifazos que se vienen a partir del primero de enero.

Las cuotas no recomponen la pérdida salarial que arrastramos de paritarias anteriores. Solo en las últimas perdimos un 14,7%. La inflación de octubre llegó al 3,8%, alcanzando en alimentos y bebidas casi el 5%. La canasta familiar, que mide ATE-Indec, alcanzó en octubre los $76.500 mensuales. ¿Cuántos telefónicos cobran por debajo de esta canasta familiar? Más de la mitad del gremio, sin contar a los tercerizados.

Siendo que trabajamos en empresas multinacionales, con ganancias extraordinarias, apalancadas por la pandemia, que llevó a un aumento de la facturación y a un ahorró con el teletrabajo y el cierre de edificios. Además del recorte de horas extras y otros rubros. Recién a partir del primero de diciembre (faltaría el retroactivo) Telecom comenzará a pagar la totalidad de la conectividad a todos los que realizan teletrabajo. Telefónica y Claro aún brillan por su ausencia.

Los trabajadores de las telecomunicaciones son esenciales, pero eso no se reconoce en materia salarial. Y encima hay que incorporar el impuesto al salario, donde un/a trabajador/a soltero/a cuyo salario neto mensual supere los $55.261, o en pareja con $64.145 o si tiene dos hijos con 73.104 pesos, ya le empiezan a meter la mano en el bolsillo en concepto de “ganancias”. Otro tema que las conducciones sindicales alineadas al gobierno desconocen y se niegan a enfrentar.

Asambleas y mandato

Desde la Naranja Telefónica llamamos a impulsar asambleas y reuniones por edificio o sector para poner a consideración este “preacuerdo” salarial y resolver mandatos para el plenario de delegados. Tenemos la fuerza para eliminar las “variables” y “objetivos” de productividad que imponen las empresas, por medio de las métricas, y exigir que el aumento y estos conceptos vayan al básico. Retroactivo a julio. Y que se garantice la canasta familiar para todos los trabajadores. Hay que rechazar el chantaje de aprobar a libro cerrado un “preacuerdo” donde ni siquiera se publican las actas, en lugar de ponerlas a consideración de los trabajadores antes de firmar.

Esta semana saldrán a instalar que no es momento para un conflicto. Para las direcciones y conducciones sindicales de la MUS, cooptadas al gobierno, nunca es el momento de pelear por las reivindicaciones. Pero esta paritaria demostró una vez más, con el paro, las asambleas y las caravanas, que existe la disposición a luchar contra la precarización laboral y por el salario.

El gremio de las telecomunicaciones está en condiciones de enfrentar la ofensiva patronal y de flexibilización laboral en marcha. Que se asienta en el “pacto social” entre las centrales sindicales (CGT, CTAs) con las cámaras patronales y el gobierno, para aplicar un ajuste que reclama el FMI y que llamamos enfrentar y derrotar defendiendo las conquistas, las condiciones de trabajo, las jubilaciones y el salario.

En esta nota

También te puede interesar:

Rurales organizados/as de Villa Regina rechazan el acuerdo celebrado por José Liguen, secretario general de Uatre Río Negro y Neuquén.
Las burocracias estatales aceptan. Vamos por un plan de lucha independiente contra el ajuste.
Llamamos a todas las compañeras trabajadoras de casas particulares a sumarse a nuestra agrupación en la perspectiva de crear un sindicato.