11/04/2020

Tras denuncias, tercerizada de Aerolíneas Argentinas reincorpora a dos despedidos, pero no a sus puestos

Vamos por la reinstalación de Ayelen y Carlos en el Aeropuerto de Ezeiza, y por la reincorporación de todos los despedidos.
La Pista

La empresa de seguridad GPS, tercerizada de Aerolíneas Argentinas, tuvo que dar el brazo a torcer y reincorporar a dos de sus empleados (Ayelén y Carlos), luego de que sus despidos fueran respondidos con una intensa campaña de denuncia y solidaridad por parte sus compañeros, de la comisión interna de GPS Aeroparque, del activismo aeronáutico, de referentes de DDHH como Nora Cortiñas y del sindicalismo combativo en general.


Pero se plantea profundizar la lucha, ya que, en un accionar ilegal y antisindical, la empresa se niega a que la reinstalación sea donde venían trabajando, en el aeropuerto de Ezeiza.


Ofensiva general


La campaña mencionada mostró cómo, mientras demagógicamente el gobierno llamaba “miserables” a los empresarios que despedían, una tercerizada de Aerolíneas Argentinas echaba trabajadores por reclamos tan básicos como la provisión de alcohol en gel, guantes y barbijos en el principal aeropuerto internacional de la Argentina. 


A esta situación, se agrega que GPS pagó los salarios de marzo sin la cifra de aumento que habían anunciado tanto el sindicato como la cámara patronal, sin dar explicación alguna. 


Los despidos no son un hecho aislado. Hay una ofensiva general contra los trabajadores de las tercerizadas de Aerolíneas Argentinas, como lo atestiguan los  despidos, suspensiones y adelantamientos de vacaciones en Gate Gourmet y  los despidos en Flykitchen, ambas empresas encargadas de proveer comida para los vuelos. 


En todos estos casos, los sindicatos aeronáuticos han mirado para otro lado, siendo cómplices con su silencio del accionar patronal. 


Esta escalada se suma al recorte del 30% de los salarios en FlyBondi y los intentos de rebaja salarial en Latam y Dufry.


En lucha


La combativa comisión interna de GPS Aeroparque ha anunciado la convocatoria a una asamblea general mediante una aplicación de teleconferencias, algo que ya vienen haciendo trabajadores de Latam de todo el país. 


Necesitamos que los sindicatos aeronáuticos abandonen ya mismo la tregua y convoquen a asambleas por sector, para discutir como frenamos la ofensiva patronal y preparamos una salida a la crisis del sector en función de los intereses de los trabajadores.


Vamos por la reinstalación inmediata de Ayelen y Carlos a sus puestos de trabajo y de todos los despedidos.


Por la nacionalización bajo gestión de los trabajadores de toda empresa que cierre o despida, y la reconversión de Gate Gourmet y FlyKitchen para proveer a comedores populares mientras dure la emergencia.


Ninguna rebaja salarial, ni postergación de paritarias. Actualización mensual de salarios por la medida de inflación del Indec.

 



 

En esta nota

También te puede interesar:

Urge declarar la asamblea permanente. Que los trabajadores de Ternium puedan seguir y decidir sobre las negociaciones con la patronal.
Una asamblea muy concurrida votó seguir parando y acampando, luego que Techint decidió mantener el ataque al convenio y al salario.
Ataque a los trabajadores, que acampan contra los despidos.