14/04/2021

“Unidos podemos lograr que nos escuchen y conseguir la reapertura”

Entrevista a Alicia Rey, delegada de los trabajadores de la Clínica San Andrés                     

Ph Alicia Rey junto a compañeros desde la toma en plenario de la CSC-PO

¿Cuándo y cómo empezó el conflicto en la clínica San Andrés?

Luego del fallecimiento del dueño y presidente de la Clínica, el Dr. Atilio Surachi, su hermana Adriana Surachi y sus hijos Hernán y Dante Surachi, no lograron ponerse de acuerdo sobre quien seguiría con la Clínica lo cual llevo a judicializar esta situación.  Quien se encontraba en la Clinica, la Dra. Surachi, decidió pedir la derivación de los 50 pacientes de Pami internados. Luego de eso decidió retirarse y nunca más volvió. Desde el 1 de febrero solo quedamos los 144 empleados.

¿Cómo fue que decidieron ocupar la Clínica?

Esta situación nos llevó a decidir entre todos qué hacer. A pesar de la bronca y la desesperación de quedar sin la fuente laboral decidimos quedarnos, ocupar la Clínica, y luchar por nuestros derechos como trabajadores, cuidar la aparatología como único respaldo y pensar que nada estaba perdido. Unidos podemos lograr que nos escuchen y conseguir la reapertura.

 

¿Cuál fue el papel de la dirección de ATSA desde que se inició el conflicto? ¿Y antes de que se desate el conflicto?

El sindicato de sanidad solo se presentó una vez, nunca se preocuparon por la situación de los compañeros y luego de traer algunos paquetes de arroz y paté nunca más aparecieron. En la Clínica no hay casi ningún afiliado al gremio, porque la propia dirección de ATSA siempre se negó a hacerlo con distintas excusas. Los representantes de ATSA solo aparecían por la Clínica para reunirse con la patronal, no con los trabajadores.

¿Qué otras medidas de lucha realizaron además de la ocupación?

Comenzamos nuestra lucha golpeando las manos y cacerolas en la puerta de la clínica, luego cortamos Av. San Martín, nos dirigimos a la intendencia de 3 de febrero acompañados por los compañeros del Partido Obrero, del Polo y la izquierda hasta ser atendidos por el intendente. Realizamos un corte en el obelisco y nos movilizamos a la Casa Rosada y al ministerio de trabajo de la nación. Hicimos un festival con el fin de juntar fondos para nuestra  lucha. Pasaron los días y convocamos a nuestro primer plenario al cual concurrieron muchos compañeros de diferentes organizaciones sociales, estudiantiles y partidos políticos, junto con los cuales pudimos compartir una jornada llena de experiencias y apoyo a nuestra lucha. Nos hicimos presente en la multitudinaria marcha del 24 de marzo, decidimos realizar un corte en Gral. Paz y av. San Marín y ahí aparecieron casi todos los medios. Eso ayudo a dar a conocer nuestra lucha y  problemática. Pudimos realizar con Telefe una amplia cobertura en la clínica, mostrando cada servicio con su aparatología, drogas y materiales descartables, y una entrevista muy completa que sirvió para que todos conozcan nuestra realidad y que varios medios de comunicación escrita y radial se sumen. Nuestra última medida de fuerza fue el gran acampe en las puertas de Pami central, acompañados por el PO y sus organizaciones, el Polo Obrero y la izquierda. Nunca aceptaron atendernos y comprobamos la molestia que les causo a sus autoridades dicho acampe… pero nada está perdido. Al otro día acompañamos al Frente de Lucha piquetero en la gran marcha que realizaron al Ministerio de trabajo, agradecidos por su invitación.

¿Qué han dicho los gobiernos desde el inicio del conflicto?

Los gobiernos nacional, provincial y municipal, no hacen acuso de nuestro reclamo. Demuestran cero interés en resolver el conflicto. Permiten que en plena pandemia y con el sistema de salud saturado una Clínica equipada con 12 camas UTI con sus respiradores, 90 camas en piso, un tomógrafo, una guardia inaugurada en diciembre pasado, un servicio de cirugía completo, un área para pacientes Covid-19, se mantenga cerrada.

¿En quienes se han apoyado para desenvolver esta lucha durante todos estos meses?

Primeramente en nosotros mismos, uniéndonos y poniéndonos de pie. Nos ayudan en esta lucha y nos enseñan lo que es salir a reclamar por los derechos del trabajador los compañeros del Partido Obrero y todas las organizaciones que lo conforman, los compañeros del Polo y los compañeros de la izquierda multicolor. Pero no solo nos enseñan a luchar por nosotros, sino por los derechos de todos aquellos compañeros que estén en igual situación, precarizados, maltratados por su empleador, discriminados, etc.

¿Y ahora? ¿Cómo sigue?

Seguiremos avanzando con nuestro plan de lucha, porque nadie nos podrá callar, por nosotros, por todos los compañeros, por todos los afiliados al PAMI que hoy se encuentran sin atención médica, y para que el día de mañana las nuevas generaciones sigan luchando por los derechos de los trabajadores.

 

También te puede interesar:

Víctima de un crimen patronal en la Papelera Berazategui.
No solo es una privatización encubierta, es un paso en el desmantelamiento de la planta naval.
Kicillof y su ministro de salud, Daniel Gollán contra la estatización del sistema de salud.
La presencialidad irresponsable desnudó el vaciamiento de la educación pública.