30/05/1996 | 496

Victoria en Transportes del Oeste (TDO)

Desde hace meses los salarios se venían pagando fuera de término. El pasado lunes 5 de mayo, el Cuerpo de Delegados convocó a una asamblea general, donde denunció que la patronal pretende rebajar los salarios y establecer nuevos tipos de convenio, “individuales”.


La asamblea consideró el carácter estratégico de la ofensiva patronal y puso en el orden del día la necesidad de un “plan de lucha” de la UTA.


Los más de 100 compañeros presentes en la asamblea aprobaron una “abstención de tareas” (en el transporte implica un paro de actividades) a partir de la 0 horas del 7 de mayo. Al mismo tiempo, se votó que no se aceptaría el pago parcial a los trabajadores y que se obligaría a un estricto cumplimiento de todas las normas legales en materia de mantenimiento de las unidades. En las horas siguientes fueron ratificadas las medidas de lucha por la inmensa mayoría de los trabajadores (más de un millar) en las diferentes cabeceras.


¿Qué pasó entonces? Que apareció la guita a partir del martes 6 por la tarde y, por primera vez, en billetes grandes. Normalmente se paga con la recaudación diaria (lo que significa llevarse el sueldo en bolsas de monedas).


Legítimamente, los compañeros vivieron la decisión patronal como una victoria, que ha templado la voluntad de lucha de los trabajadores. Inversamente, la patronal no se ha animado a formular directamente la pretensión de la rebaja salarial al conjunto de los trabajadores.

También te puede interesar:

Acciones por la paritaria de la UTA y vacunación para trabajadores esenciales.
Con acciones en Puente Pueyrredón, Liniers, Ingeniero Maschwitz y Estación San Miguel continúan su plan de lucha.
Fortalecer y profundizar la lucha “autoconvocada”
Reclaman por $100 mil de básico por paritarias y plan de vacunación contra el Covid-19.