26/11/2009 | 1110

Decano minero se disfraza de ambientalista

Aunque la mona se vista de seda

El Departamento de Geografía de la Facultad de Filosofía y Letras de la UBA organiza para el lunes 30 de noviembre el panel “Minería, movimientos sociales y universidad”. Considerando el importante movimiento universitario en todo el país contra las políticas de mercantilización de las universidades públicas que ha denunciado a las autoridades universitarias que han aceptado fondos provenientes de Bajo La Alumbrera, uno podría, ingenuamente, esperar que esta fuera una actividad que se suma a los numerosos foros, charlas, actividades que en todo el país docentes, estudiantes y no docentes organizan contra la minería contaminante y la política de las autoridades universitarias. Lejos está de eso. La apertura de dicho panel está a cargo del decano Trinchero (hoy supuestamente reelecto en medio de maniobras antiestatutarias), que ha votado este mismo año a favor de la aceptación de los fondos de la minería contaminante, justificándolo en que “se han hecho señalamientos en torno de que dicho emprendimiento minero es altamente contaminante y, por ende, peligroso para la salud de la población, y como tal repudiable como modelo de desarrollo. En otros informes se asegura que esto no es así” (sic), agregando que “como todo dinero puede ser considerado sucio, o como se lo quiera tildar, ya que hablamos de la madre de las mercancías del sistema capitalista” (Página/12, 7/9).

Tanto estudio y tanta escritura para intentar justificar lo injustificable: aceptar que las universidades públicas se financien con los dineros provenientes de la explotación y la muerte de los trabajadores, fondos de una empresa procesada penalmente por contaminación. Al panel su suma el profesor Carlos Reboratti, quien ha escrito sosteniendo que Botnia no contamina e instando a la Asamblea de Gualeguaychú a levantar el corte de ruta que sostienen desde hace tres años. Esta actividad se presenta como una maniobra más de los que intentan mediante la confusión bloquear tanto la lucha contra la depredación ambiental y laboral como la lucha de los docentes, estudiantes y no docentes contra la política de mercantilización de la UBA.

Llamamos a los trabajadores y estudiantes de la UBA a consolidar la lucha contra la depredación ambiental y laboral y contra la mercantilización y privatización de las universidades públicas y a participar en una columna universitaria de la Marcha Ambiental del 12 a las 12 bajo la consigna de “No a los fondos de las mineras en las universidades públicas”.

En esta nota

También te puede interesar: