Sociedad

3/1/2024

Lxs vecinxs isleñxs reclaman inmediata respuesta al intendente Zamora

Están sin luz y con destrozos desde el temporal.

Protesta de lanchas en el delta.

Luego de una asamblea en la estación fluvial, lxs vecinxs isleñxs se dirigieron a la municipalidad de Tigre para exigir inmediata respuesta a la falta de luz y medidas de urgencia ante el temporal del 17/12 que afectó fuertemente la zona del delta. La presencia de casi un centenar de vecinxs sobre la municipalidad fue respondida con una actitud represiva por la policía lastimando a algunas isleñas.

La respuesta del intendente Zamora, a través de Jorge Fernández, secretario de Protección Ciudadana de Tigre fue responsabilizar a la empresa de luz, pero mientras tanto lxs isleñxs siguen sufriendo la falta de energía eléctrica.

Esta medida es la continuidad de la reunión realizada la semana pasada con funcionarios municipales y con la Dirección provincial de Isla, donde se conformó un comité de crisis pero que sigue sin dar respuesta a los reclamos de lxs isleñxs.

Luego de una permanencia de varias horas, las autoridades distritales se comprometieron en dar un informe para el día jueves 4/01 del estado de reconexión del establecimiento eléctrico según las obras de Edenor, cómo dar respuesta al reclamo inmediato de un catamarán sanitario y reparto de agua potable y de bolsas de hielo todos los días. Medidas de emergencia que se tendrían que haber establecido desde hace más de 15 días.

La permanencia en el municipio es la continuidad de las medidas de lucha que arrancó la semana pasada en la reunión realizada con funcionarios municipales y con la dirección provincial de isla, dónde se conformó un comité de crisis pero que no dió respuesta a los reclamos de lxs isleñxs.

Es así que lxs vecinxs realizaron el sábado 30/12 un importante corte con lanchas sobre el río y con una concentración sobre la estación fluvial, buscando respuestas a más de 15 días sin luz pero también exigiendo respuesta a los destrozos que generó en la zona.

Zamora y Kicillof son responsables

Mientras lxs vecinxs isleñxs siguen sin luz, agua y muchas viviendas destrozadas, que también perjudicó las últimas mareas, las autoridades municipales y provinciales hacen oídos sordos a los reclamos. Dejan toda la responsabilidad en las empresas de luz y agua, como en cada familia isleña.

Son mínimas las cuadrillas encargadas de realizar las tareas de mantenimiento de cables, postes y reparación de transformadores que están perdiendo líquidos contaminantes en el agua. Además, los ríos y arroyos se encuentran aún con cables sumergidos lo que pone en riesgo a quienes los navegan. Si a esto le sumamos que ni el centro de salud se encuentra con luz, lugar que tendría que haberse priorizado como espacio de cuidados ante cualquier emergencia.

Por otro lado Edenor solamente cuenta con dos dotaciones para toda la isla, una demostración de la falta de personal y recursos para dar respuesta a una zona que abarca dos distritos (San Fernando y Tigre) y con distancias enormes y miles de habitantes. Por otro lado, las conexiones son precarias y con transformadores rotos, lo que llevó a que se quemaran los electrodomésticos y dispositivos de aquellos vecinos a los que ya les “volvió la luz” (una minoría aún.

Es necesario que el municipio y la provincia tomen medidas de fondo y de emergencia para dar respuesta a las necesidades de lxs isleñxs.

Restablecimiento inmediato de luz y agua para todos lxs vecinxs. Que Edenor y Aysa realicen la contratación de cuadrillas de trabajadores isleñxs bajo convenio para dar una respuesta a la falta estructural de luz y agua. Establecimiento de cuadrillas municipales por barrio para las tareas de mantenimiento y limpieza.

Resarcimiento económico por las pérdidas ocasionadas por los destrozos del temporal. Anulación de los tarifazos que sufren lxs vecinxs, apertura de los libros y costos de las empresas de luz y todos los servicios. Catamaranes sanitarios y provisión de agua potable y hielo para lxs vecinxs afectadxs.

Viva la lucha y apoyo total a los reclamos de lxs isleñxs. Basta de reprimir a quienes luchan.