Sociedad

31/10/2022

Corte en Puente Pueyrredón

Vecinos de Guernica reclamaron por compromisos habitacionales incumplidos por el gobierno 

A dos años del brutal desalojo de Berni y Kicillof, los vecinos reprimidos siguen sin respuestas concretas.

Federico Imas @ojoobrerofotografía.

Vecinos y vecinas de Guernica protagonizaron un corte y manifestación en el Puente Pueyrredón (Avellaneda) en reclamo ante el incumplimiento del gobierno provincial de Axel Kicillof de los compromisos de otorgamiento de lotes para las familias desalojadas violentamente hace dos años.

El gobierno provincial Axel Kicillof y su ministro de Desarrollo de la Comunidad Andrés “Cuervo” Larroque operaron sobre la ocupación de tierras de Guernica anunciando compromisos de reubicación y asignación de lotes con servicios con el fin de justificar el despliegue represivo y el desalojo a las cientos de familias de Guernica.

El magaoperativo represivo contó con la presencia de más de 4.000 efectivos policiales, al mando de un ministro de Seguridad, Sergio Berni, que prometía una verdadera cacería y persecución contra las familias y organizaciones sociales y políticas que apoyaban el reclamo. Algo que sucedió, efectivamente, y que generó fuerte repudio por las imágenes conmovedoras de casillas incendiadas y niños retirándose del lugar.

Tras el desalojo violento, la lucha de las vecinas y vecinos de Guernica continuó con distintas movilizaciones y acciones a intendencia de Presidente Perón y a la gobernación de la provincia en La Plata.

El gobierno, nuevamente, se habría comprometido y firmado actas para la reubicación en lotes con servicios en proyectos urbanísticos de la zona; sin embargo, a la fecha, no ha habido ninguna muestra de avance en esa dirección.

Los vecinos y vecinas de Guernica han decidido retomar las medidas de lucha en medio de un recrudecimiento de la crisis habitacional, bajo un gobierno que no solo no cumple sus compromisos sino que tampoco ha avanzado en la urbanización de los barrios populares y que continúa con la represión de asentamientos precarios, por parte de las familias sin techo.

Apoyamos la lucha de las familias sin techo y reclamamos el inmediato cumplimiento de los compromisos asumidos, junto a un plan de detección y afectaciód el conjunto de la tierra osciosa para ponerla al servicio de las necesidades populares y la construcciónd e viviendas para atacar la crisis habitacional que sufren las familias trabajadoras.