14/05/2021

Universidad de Córdoba: marcharon reclamando la absolución de 27 estudiantes criminalizadxs por luchar

La movilización fue en el marco de una jornada nacional de lucha al grito de “luchar no es delito”.

Se realizó la cuarta marcha contra la criminalización de la protesta, con la consigna central de absolución de 27 estudiantes de la Universidad Nacional de Córdoba (UNC) que participaron de la rebelión educativa del 2018. El juez Hugo Vaca Narvaja no dio lugar a las apelaciones de la defensa y se encamina a enjuiciar a quienes ejercieron el derecho a la protesta y la defensa de la educación pública.

La actuación del poder judicial, y la del rectorado, expresa una posición de criminalizar a 27 estudiantes para aleccionar al conjunto de la comunidad académica de la UNC. En respuesta a semejante posición reaccionaria la marcha convocada por la asamblea Interfacultades partió desde Colon y Cañada, pasadas las 17 horas.

Las columnas principalmente nutridas por el movimiento piquetero independiente, se movilizaron hasta el patio olmos, con pancartas y pintadas exigían la absolución a les 27 estudiantes y denunciaban el ajuste en la educación y la criminalización de la protesta. Así, el reclamo ganó las calles del centro cordobés.

Al llegar al Patio Olmos se leyó un documento en el cual se destacaba la denuncia a los gobiernos y al poder judicial por esta avanzada contra les luchadores. Sucede que el accionar del Juez Federal Vaca Narvaja marca de un precedente histórico desde la vuelta a la democracia, hasta la fecha nunca la Justicia nacional había irrumpido la autonomía universitaria.

Además, se señaló la responsabilidad Macri en una política que tiene continuidad con el gobierno de Alberto Fernández de ajuste contra la educación pública al servicio del FMI, expresión de esto es la falta de repuesta de los reclamos como conectividad para poder cursar o becas.

El citado documento señaló el reforzamiento del aparato represivo para atacar las luchas populares, como en Guernica o Ferreyra; en lugar de garantizar los dispositivos electrónicos, las becas de conectividad, lo que provoca la expulsión de miles de estudiantes y la precarización hacia lxs trabajadores de la educación con salarios a la baja. El gobierno del Frente de Todos prioriza la represión por sobre la educación.

Vale también marcar la ausencia de la burocracia sindical que esta jugada a la orientación de paco social con quienes gobiernan y por lo tanto es reacia a toda movilización. En tanto que las conducciones de los centros de estudiantes mandatados a marchar por las asambleas en varias facultades, desoyeron a les estudiantes pegando el faltazo.

Las agrupaciones alineadas al gobierno nacional y a las gestiones de facultades mostraron su carácter de burocracia, que lejos de poner los centros estudiantes al servicio de la lucha, son un factor de contención para dejar pasar el ajuste.

En la columna de la juventud del Partido Obrero se destacó la presencia desde las barriadas de les estudiantes de colegios como el IPET N° 249 «Nicolás Copérnico, el Ipem Agustín Tosco, del Centro Educativo Grecia de san Vicente, entre otros que viene protagonizando una tenaz lucha en defensa de la educación y por condiciones de cursada.

La lucha por la absolución de les 27 estudiantes, no es ajena a todos los enfrentamientos contra la represión y ajuste que imponen los gobiernos hacia el pueblo. En ese sentido, la movilización fue precedida con pronunciamiento, fotos y pegatinas que desembocaron en una gran movilización que es un punto de apoyo para continuar con la organización independiente de los gobiernos ajustadores hasta conquistar la absolución de les 27 estudiantes y derribar el ajuste en curso.

 

También te puede interesar:

Lo declaró Juan Monserrat en una entrevista radial. La complicidad de la Celeste de Uepc con la apertura de las escuelas dispuesta por Schiaretti.
Es el segundo departamento con más contagios diarios en la provincia.
Prensa Obrera dialogó con Gimena, tía de Agustín víctima de la represión estatal.
Justificó una nueva licencia haciendo una defensa del gobierno de Alberto Fernadez y cargó contra Macri.
Sathya se había suicidado en 2020 tras denunciar abuso sexual por parte de su progenitor y no recibir respuestas de la Justicia.
La Justicia pretende enjuiciar a quienes fueron parte del estudiantazo del 2018, una criminalización de la protesta.