26/02/2021

Con deuda salarial, sin paritarias ni condiciones sanitarias, comienzan las clases en Chubut

Trotta, Arcioni y Goodman garantizan un nuevo ataque.

Un nuevo golpe contra la docencia de Chubut ha sido sellado en el día de hoy en pos de garantizar la vuelta a la presencialidad sin condiciones en toda la provincia y en todo el país. Nuevamente ha arribado el ministro de Educación Nicolás Trotta a Chubut para rubricar, junto a los representantes del gobierno de Mariano Arcioni y la conducción Celeste de la ATECh (sindicato docente provincial), un acuerdo que pasará a la historia como una brutal entrega de la lucha docente sostenida a lo largo de los últimos tres años.

La entrega firmada consiste que tras tres años de lucha continua por el pago en tiempo y forma, pretenden “ponerse al día” con los docentes de ciertas categorías (rango 1 y 2) y pasando a adeudar “solo” un mes con las otras (rango 3 y 4). Han llegado incluso a llamar “paritaria” a este acuerdo ignomioso, a pesar de que nuestras paritarias están congeladas desde el 2020, y la reestructuración de las cláusulas gatillo de la paritaria 2018 a lo largo de todo 2019 y parte del 2020, ha representado una devaluación sobre lo acordado. Frente a esto, la zanahoria que propone el gobierno es patear para el 15 de marzo la discusión sobre una posible recomposición salarial.

La Mesa de Unidad Sindical ha sido funcional, una vez más, a la división que impulsó el gobierno de Arcioni entre el conjunto de los trabajadores estatales. No existió ninguna acción frente a la extorsión hacia los docentes y auxiliares de la educación, los únicos a quienes el gobierno les cancelará parte de la deuda a cambio de garantizar la presencialidad en las escuelas. La división también abarca a los sectores activos y pasivos, ya que estos últimos, al igual que el resto de los estatales, sólo percibirán el aguinaldo. La “unidad” de la MUS ha dejado de existir.

En declaraciones a los medios, el secretario general de la ATECh, Santiago Goodman, afirmó que “las negociaciones de Baradel permitieron el envío de fondos de Nación a Chubut”, aunque no hay claridad sobre el origen de dichos fondos. La colaboración de Baradel fue brindar el método que usa en Suteba para hacer pasar fraudes, que consiste en largar encuestas individuales y presentarlas como resoluciones de escuelas. La “encuestrucha” es un método incontrolable, que apunta a eliminar la asamblea y el debate colectivo, para manipular un resultado. Este clásico mecanismo utilizado por Baradel, y la Ctera para desmovilizar planes de lucha vulnera el mecanismo democrático de las asambleas, lo cual ha sido rápidamente identificado por la docencia y ha sido rechazado por regionales como Sur y Noroeste y en general, por una gran nivel de abstención (en toda la provincia solo votaron 3.954 docentes de 20.000). Además del carácter fraudulento reviste de un carácter desorganizador, ya que el 60% de aprobación contrasta con el hecho de que allí donde la docencia debatió la situación en asamblea, la mayoría de los mandatos fue de rechazo al acuerdo.

Ante todo, someter a votación el pago de la deuda que el gobierno mantiene con la docencia, atado a la vuelta a la presencialidad, es una enorme extorsión. “Las deuda no se consulta, se paga” señaló la Multi de Noreste, en forma similar hubo expresiones de repudio de parte del cuerpo de delegados de Comodoro Rivadavia. El elemento extorsivo queda a la vista cuando tras año de pago escalonado y fuera de fecha, el conjunto de la docencia se encuentra endeudado, participando de ferias de venta de usados u otras changas para sobrevivir. De cara al debate paritario debemos colocar la recomposición salarial, paritarias libres y sin techo. Necesitamos de un plan de lucha para ir por la recomposición salarial del 40% y con aumento acorde a la inflación que se estima en 50% anual.

La foto de la vuelta a clases el 1° de marzo en Chubut será ficticia. Ocurre que a pesar de lo que han pactado el gobierno nacional, provincial y la ATECh, lejos está de la realidad el inicio en cada establecimiento. Abundan los problemas de infraestructura, la falta de las partidas de limpieza y los kits sanitarios que no está previsto resolver por el gobierno en los próximos cinco días. Más allá de la cuestión salarial, uno de los ejes que dio inicio al conflicto docente fue la condición deplorable de infraestructura que siguen sin resolverse a pesar de haber contado con un año con las escuelas vacías.

La pandemia nos encuentra con la firma de un protocolo al que no se le han asignado los recursos ni tampoco los tiempos necesarios para su implementación (firmado por la conducción de la ATECh de espaldas a la docencia). Mientras que en Chubut se vacunan políticos, burócratas sindicales y amigos del poder, no hay ningún protocolo para la vacunación de docentes, algo que para el Ministro de Salud Puratich no sería necesario para la presencialidad.El conjunto de la docencia deberá discutir las condiciones necesaria para la presencialidad, con relevamientos de la situación edilicia y sanitaria de cada escuela y comisiones de seguridad e higiene para imponer las condiciones necesarias.

Sin salarios y sin recursos no hay condiciones para la presencialidad en la provincia. La firma de este acuerdo no cancela un conflicto latente. La responsabilidad de garantizar las condiciones salariales, sanitarias y edilicias es del gobierno. Pongamos en pie una Multicolor en toda la provincia, por una alternativa para poner en pie una dirección con independencia política de los gobiernos.

Frente a la entrega de la conduccion de la ATECh y el escenario de paritaria 2021 y presencialidad sin condiciones, llamamos a reforzar las asambleas escolares con mandato, organicemos colectivamente la lucha, con movilizaciones, demosle un caracter activo a la retención de servicio para rango 3 y 4. Impulsemos el tercer plenario provincial de delegados para definir y votar un plan de lucha.

El siguiente paso de la hoja de ruta del gobierno nacional y provincial será ir por la aprobación de la zonificación para instalar la megaminería, como ha declarado públicamente Arcioni que pretende hacer tras el comienzo de clases. Unamos todas las luchas a favor de los trabajadores y la Iniciativa Popular, y liquidar este régimen de saqueo y privilegios.