23/07/2020

Chile: protestas y barricadas contra la impunidad para violar

Justicia para Antonia Barra

El miércoles miles de chilenas y chilenos retomaron las protestas callejeras con cacerolazos, barricadas y ataques a cuarteles policiales por dos motivos: contra las AFP (fondos de pensión privados) y exigiendo justicia por Antonia Barra. Antonia era una joven de 21 años que tras denunciar ser violada, en septiembre del año pasado, terminó suicidándose inmersa en una crisis de angustia y depresión por el hecho, algo que ha quedado registrado en los audios que envió a sus amigas donde se la escucha relatando lo sucedido. Su relato es conmovedor y tras su muerte la familia formalizó la denuncia contra el violador.

Antonia no fue la única víctima de Martín Pradenas. A partir de la denuncia de sus padres, 5 adolescentes más, entre ellas menores, se animaron a presentar cargos por abuso sexual contra este sujeto, por lo que el juicio y castigo contra este depredador se convirtió en uno de los principales reclamos del movimiento de mujeres chileno.

La familia del violador tiene vínculos con sectores del poder político y mediático, lo que le permitió gozar de absoluta impunidad en los meses transcurridos desde la denuncia. Pero en la jornada del miércoles la justicia dio un paso decisivo y consagratorio de dicha impunidad: declaró prescripta la acción en dos de los casos denunciados, desestimó tres y solo mantiene la imputación por la violación de Antonia, pero rechazando el pedido de prisión preventiva solicitado por la fiscalía y la querella. El tribunal de Temuco se limita a declarar el arresto domiciliario, es decir que Pradenas va a seguir tranquilo y cómodo en su casa, pese a la enorme cantidad de pruebas en su contra. Una vez más el Estado, a través del Poder Judicial, se convierte en el garante último de la violencia que viven a diario las chilenas.

La decisión de la justicia generó una enorme reacción popular. Hubo manifestaciones en la región de Araucaria y en distintas comunas de la región metropolitana, así como en  las ciudades de Punta Arenas, Puerto Montt, Valdivia, Concepción, Valparaíso, Arica, entre otras. El grito de justicia por Antonia se hizo sentir en cada barricada y tuvieron lugar enfrentamientos con Carabineros. Por su parte, el colectivo feminista “Las Tesis” se sumó a la convocatoria y llamó a cantar “Un violador en tu camino”, performance que el año pasado, en medio de la rebelión protagonizada por el pueblo chileno, se convirtió en una denuncia al régimen político en su conjunto, por entrañar una contundente acusación al Estado como el responsable de las violencias en sus formas más descarnadas.

La acción performática “Un violador en tu camino” tiene una gran potencia política y por ello terminó replicándose en cientos de países, porque coloca la responsabilidad de los mecanismos de reproducción de la violencia hacia las mujeres  y la clase obrera toda en el Estado. En los audios que forman parte de las pruebas contra Pradenas se la escucha a Antonia manifestando, en forma desgarradora, que no quiere hacer la denuncia por temor al escarnio público, dejando en evidencia el proceso de revictimización que deben transitar las personas que acuden a los organismos del Estado en busca de justicia.

Este miércoles el pueblo chileno salió a las calles una vez más, dando muestra de las enormes reservas de lucha contra toda forma de barbarie y opresión.

Justicia por Antonia, el Estado es responsable.

Fuera Piñera. Abajo el Estado opresor. Asamblea constituyente, libre y soberana.

En esta nota

También te puede interesar:

Los desafíos de la izquierda revolucionaria
Su voz y su guitarra aún siguen sonando en la música y rebelión latinoamericana.
Justicia por Micaela Zalazar. El Estado es responsable.
La Comisión Nacional de Derechos Humanos había sido tomada, ante el crecimiento de la violencia hacia las mujeres.