11/09/2021
Encubrimiento

Medio año sin Tehuel de la Torre, el Estado es responsable

Exigimos la renuncia de Sergio Berni.

Hace ya seis meses que desapareció Tehuel de La Torre, en la localidad de Alejandro Korn, cuando iba a una propuesta de trabajo convocada por Luis Alberto Ramos, quien fue detenido y todavía no declaró. El viernes se conoció que la casa del principal acusado fue derrumbada; en ella se habían encontrado restos de sangre que, cotejados, se comprobó que son de Tehuel. Esto demuestra una vez más la responsabilidad del Estado en favor de garantizar la impunidad, ya que debería resguardar las pruebas.

Durante estos seis meses el movimiento LGBTI+ ha salido a las calles a reclamar por su aparición con vida, y surgió Autoconvocades x Tehuel. Este sábado 11 marcharemos de nuevo con una consigna clara: exigir la renuncia de Sergio Berni, cuya policía es responsable del encubrimiento y de que el caso siga sin resolverse. El mismo ministro de seguridad, en las pocas declaraciones que dio sobre el tema, aceptó la tardanza al empezar la búsqueda, sabiendo que las primeras horas y días desde la desaparición de una persona son claves. Si a esto le sumamos el no resguardo de la única fuente de pruebas, la responsabilidad de Berni es total.

El manto de impunidad en la causa

Hace un mes atrás el Estado duplicó la suma de la recompensa para quien aportara datos sobre el paradero. Berni pretende cubrirse, deslizando que el dinero haga el trabajo que él no realizó ni tiene la voluntad política de realizar: buscarlo eficazmente. Los efectivos de la Bonaerense son desplegados por Kicillof y su ministro para reprimir a las familias sin techo y perseguir a la juventud y a las diversidades sexuales de género trabajadoras que habitan los barrios del conurbano.

La reciente conferencia de prensa del padre de Tehuel y la colectiva de abogadas feministas que lo asesora ratificó un panorama desolador sin avances en la causa. En la conferencia de prensa denunciaron que un policía de la Bonaerense se estuvo comunicando con Ramos durante todo el proceso, entorpeciendo la causa. La fiscal Karina Guyot no dio respuestas frente a esta denuncia. La tardanza en los allanamientos y las pericias informáticas son parte también del negativo balance del accionar estatal. Las pruebas de ADN se hicieron gracias a la presión de la familia, que denunció la inacción de lxs investigadorxs y lograron que los resultados se pudieran tener lo antes posible.

Cupo laboral trans, a cuentagotas y al servicio de la cooptación estatal

El mismo Estado responsable de que la población TTNB no acceda a la salud, la educación y la vivienda debido al ajuste en marcha, tampoco se preocupa por buscar a Tehuel que desapareció buscando trabajo. Así perpetúa las precarias condiciones de vida de la comunidad travesti trans y no binarie. Un ejemplo de esto es el cupo laboral trans, aprobado en diputados el 11 de junio, a tres meses de la desaparición de Tehuel, que sin embargo todavía no significó cambios en la implementación de los cupos ya vigentes. Tampoco avanza la aplicación de la ley nacional sobre la inserción de personas TTNB en planta estatal, que hoy es del 0,02%.

Lo único que nos queda es el pinkwashing del Estado, que se viste de inclusivo. La aplicación del cupo se basa en distribuirlo dentro de las organizaciones oficialistas y como herramienta de cooptación. El gobierno de Alberto Fernández y Kicillof no responde a los reclamos de nuestra comunidad y a la necesidad urgente de trabajo con un presupuesto acorde y apertura de nuevos puestos, ya que su prioridad es pagar la deuda al Fondo Monetario Internacional.

El Ministerio de Mujeres, Género y Diversidad, tanto nacional como de la provincia de Buenos Aires, tampoco han desarrollado un papel diferente respecto a la búsqueda; su función es ocultar las responsabilidades políticas de la impunidad. Desde la creación de ambos ministerios no ha habido un cambio notable en la calidad de vida de las mujeres y las diversidades sexuales y de género, como ha quedado demostrado en el alza de crímenes de odio, femicidios y trans-travesticidios en todo el país. Sus medidas maquilladoras como cancelar un anime corre el eje de que no ponen recursos a disposición de encontrar a Tehuel con vida.

Por la implementación del cupo y por la aparición de Tehuel tenemos que permanecer en las calles. La única herramienta que tenemos para reclamar por su aparición con vida y la puesta en práctica de las leyes conquistadas con su respectiva financiación es la organización independiente del Estado y de los partidos patronales.

Frente al gobierno de Berni, Kicillof y Fernández, salgamos a las calles a gritar: ¡Si se lo llevaron con vida, con vida tiene que aparecer! ¡Basta de falsas promesas! Financiación e implementación de la ley nacional de cupo laboral trans y todos los cupos laborales existentes en el país! ¡Basta de crímenes de odio! ¡Fuera Berni! el Estado es responsable.