Los empresarios neuquinos piden desalojos de las tomas y represión a los cortes de ruta

180 entidades patronales pidieron con el gobierno para exigir protocolos represivos.

Más de 180 entidades empresarias de la provincia de Neuquén solicitaron reunirse con el ministro de Producción, Facundo López Raggi, reclamando que se desaloje a las tomas de tierras y se repriman los cortes de ruta. Este pedido fue presentado también al gobernador Omar Gutiérrez y a diputados/as provinciales. Es decir, un emplazamiento al Estado en su conjunto.

El gobierno confirmó con rapidez que los empresarios serán recibidos. Resulta ilustrativo de la orientación social que defiende el mandatario provincial, que contrasta claramente con las demandas populares; los trabajadores de Expreso Argentino en lucha por el trabajo y el salario esperan ser recibidos hace más de 130 días.

En relación a cortes de ruta, las patronales piden una «reunión con jefes de policías y la Justicia para que se elabore un protocolo que autorice y dé poder a la policía para garantizar la libre circulación. Un corte no puede durar más de 5 minutos». Un llamado a la represión lisa y llana. Para las tomas de tierras, proponen también un protocolo «donde las fuerzas de seguridad no demoren más de 10 minutos en intimar y desalojar los predios», solicitando cárcel a los ocupantes y a los «instigadores» de las tomas.

El pedido patronal expresa la fuerte preocupación de la burguesía «criolla» ante el cuadro de crecientes ocupaciones y de inquietud popular. Un foco especial de esta preocupación empresaria son los cortes recurrentes en ciudades golpeadas por la desocupación, como Añelo, Centenario, Chañar, Vista Alegre y Rincón de los Sauces, localidades que sufren los efectos de la caída de la producción petrolera.

Ante el escenario de profundización del ajuste al salario y al trabajo, la continuidad de la recesión industrial, y en vísperas de una devaluación, las patronales se preparan para el aumento de la protesta social. La suba de los alquileres, a su vez, anticipa nuevas ocupaciones, un proceso que se extiende en todo el país.

Así como las patronales tienen su programa frente a la crisis, es imperioso que los trabajadores/as deliberemos uno propio. Impulsemos el frente único, acciones de lucha y debates en los lugares de trabajo. Luchemos por un aumento general de salarios y jubilaciones, el rechazo a las reformas laborales, la defensa de las ocupaciones y las medidas de acción directa, como parte de la lucha por el acceso a la vivienda.

A estos fines será de gran importancia la próximas jornadas de lucha que prepara el Plenario Sindical Combativo.

También te puede interesar:

Continúa la lucha contra el negociado de la microcentral.
Los trabajadores/as realizamos un abrazo simbólico en memoria del compañero Miguel Velázquez.
Son horas claves para la resolución del conflicto y para evitar un desalojo violento.
No al desalojo y no a la represión. El estado es responsable.
Con aval presidencial la gobernadora busca liberar las calles de reclamos obreros y comunidades mapuches.