17/11/2020
PACTO DE AJUSTE

Carta de los senadores de Juntos por el Cambio: menos relato y más acuerdo nacional de ajuste

Respuesta del interbloque de la oposición patronal a la carta de los senadores oficialistas al FMI.

Como era de suponerse la respuesta de los senadores de la oposición patronal del interbloque de Juntos por el Cambio, a la carta de los senadores oficialistas al FMI, no se hizo esperar. En unas breves páginas cuestionan el relato oficialista para montar una falsa pendencia y reclaman un “amplio acuerdo de todos los sectores” para seguir por la ruta del ajuste.

La demanda se asemeja a los términos de la carta de la vicepresidenta Cristina Kirchner, quien reclamó por “un acuerdo que abarque al conjunto de los sectores políticos, económicos, mediáticos y sociales de la República Argentina”.

Es que, a su manera, los senadores y senadoras que suscriben el documento dan cuenta de un hilo conductor y una continuidad en las gestiones de la deuda. Señalan que bajo su gobierno “Se emitió deuda por aproximadamente 275.000 millones de dólares, de los cuales unos 195.000 millones se aplicaron a cancelar compromisos que contrajo el kirchnerismo”.

El relato del “desendeudamiento” bajo el kirchnerismo terminó con niveles de endeudamiento altísimos, después de haber pagado la friolera de u$s145.000 millones. El macrismo recogió el guante e hizo de las suyas, endeudándose para pagar deuda:  en eso no consiste, en gran medida, el proceso usurario e ilegítimo de crecimiento y consolidación de deuda incluyendo las sucesivas reestructuraciones desde la deuda

De paso también se les señala que la contracara de ese “desendeudamiento” es justamente la fuga de capitales, que ambos gobiernos han asentido y favorecido con sus medidas. Los senadores de JXC van más lejos y llegan a reivindicar estas medidas como política de “ahorro” de los capitalistas ante la “ausencia de una moneda nacional fuerte”: un guiño para una megadevaluación.

Los senadores manifiestan lo evidente: la carta al FMI no se condice con las gestiones del gobierno ante el organismo. El gobierno de Alberto Fernández está hasta las manos con el Fondo Monetario. Se dan el lujo de señalar que el acuerdo que se está sellando es incluso más gravoso que el stand by que su gobierno suscribió, y que sus consecuencias serán todo lo contrario a lo que el gobierno predica.

Casi llegando al final, la oposición patronal va al hueso del asunto señalando que las divisiones y antagonismos de fondo son propios de otro periodo, pero no de la actualidad. En esta están Todos Juntos: el pacto con el FMI demanda un acuerdo de los partidos del régimen para pilotear el Estado en las mareas turbulentas del ajuste y la rebelión social.

En esta nota

También te puede interesar:

Escribe Pablo Heller. El nacionalismo devenido en fondomonetarista.
YPF subió los precios por cuarta vez desde agosto.
"Basta de abusadores amparados por el poder"
¿Por qué se reunieron tras una década de enfrentamientos?
Mientras pregonan "sustentabilidad", crece la hipoteca del país.