Salud

19/5/2023

Incendio en el Hospital Elizalde, una muestra más del ajuste de Larreta a la salud

También se expresó en el colapso del Garrahan y en la fuga de gas de el Gutiérrez.

Hospital General de Niños Pedro de Elizalde (ex Casa Cuna).

Detectaron un foco de incendio en el segundo piso del Hospital General de Niños Pedro de Elizalde (ex Casa Cuna). Varias dotaciones de bomberos y personal del Same, con 25 ambulancias, evacuaron las zonas peligrosas y trabajaron para apagar el fuego. Según trascendió, el fuego se inició por un desperfecto eléctrico en un plafón del sector de Oftalmología.

Esto es producto de la política consecuente de ajuste en infraestructura y salud pública que lleva adelante el gobierno de la Ciudad, en línea con el gobierno nacional, para pagarle al FMI, algo que se expresó también en el colapso del Hospital Garrahan con chicos internados en los pasillos y personal exhausto, y en la fuga de gas en el Hospital de Niños Ricardo Gutiérrez

Vanina Biasi, precandidata a jefa de gobierno por el Partido Obrero en el FITU, salió a cruzar a Larreta y a Quirós, ministro de Salud de la Ciudad, denunciando: “ponen en riesgo la vida de los chicos, no invierten en infraestructura y después hacen campaña culpando a madres a las que empobrecen. Cínicos!”

 

Recordemos que, tanto Larreta como ahora Tolosa Paz, vienen atacando al movimiento piquetero intentando responsabilizar a las madres por llevar a sus hijos a las marchas y los acampes, pero son los mismos que someten al hambre a los sectores más empobrecidos y que le rematan los recursos nacionales, que deberían destinarse a cubrir las necesidades populares, al capital financiero.

Este recorte de gastos incluye la falta de mantenimiento, lo que promueve los desperfectos técnicos; hace que haya pacientes que deberían estar internados en un pasillo arriba de una camilla; que no alcancen los profesionales para atender la demanda; que los hospitales se caigan a pedazos y que no cuenten con los insumos básicos necesarios para atender las afecciones de los pacientes.

Esto le da la razón a los trabajadores de la salud, que continúan dando una lucha encarnizada por mayor presupuesto y aumento de salarios y que el año pasado se expresó en el enorme paro que tuvo como protagonistas a los residentes y concurrentes.

Cabe destacar que Quirós, el ministro al que se le prenden fuego los hospitales, también es precandidato a jefe de gobierno por Cambiemos, lo que da cuenta que el armado de las listas de los partidos tradicionales no se corresponde en absoluto con el balance de sus gestiones, solo se disputa la preservación de los intereses de los capitalistas, en detrimento de la población.

El gobierno de la Ciudad y el gobierno nacional están pagando la deuda a costa de la salud de millones de familias.