19/06/2020

Los docentes de la Ciudad de Buenos Aires paran el 22 contra el pago en cuotas del aguinaldo

Medida de fuerza virtual ante el ajuste de Rodríguez Larreta.
Por Amanda Martín Secretaria gremial Ademys

A raíz de un fuerte rechazo al pago en cuotas del aguinaldo para estatales y docentes, dispuesto por el jefe de gobierno Horacio Rodríguez Larreta –siguiendo el decreto nacional que otras provincias imitaron-, un paro “virtual” para el próximo lunes 22 va tomando forma en toda la ciudad. Ademys se ha sumado a la medida con un llamamiento a toda la docencia y sindicatos para organizar en una asamblea común del sector las acciones contra este ajuste y contra la Ley de Emergencia votada en CABA que posibilita el congelamiento del salario.


En una medida injustificable, el gobierno nacional y sus pares en las provincias y municipios han comunicado el pago en cuotas del aguinaldo, esperado para el mes de julio, desatando la furia en las escuelas.


El  borrador del decreto presidencial que presentan los medios, cita el cuadro de la crisis internacional y nacional  para explicar este ajustazo. Esto significa una extorsión: hacer cargo a los docentes y estatales de pagar con su salario la crisis capitalista que indudablemente se ha visto agravada por la pandemia. Lo mismo se aprestan a hacer con los trabajadores del sector privado. Estamos ante un ataque general a los salarios.


Y es que el cuadro de ataque a los sueldos viene de todas partes. La inflación creciente viene limando el poder adquisitivo (se estima un 45.5% anual en el mejor de las casos). El “acuerdo” salarial de corto plazo al mes de julio está bajo sospecha -no se sabe si se va a depositar la última cuota- y la Ley de Emergencia de Rodríguez Larreta plantea objetivamente el congelamiento de salarios.


¿Cuál es el impacto en los bolsillos docentes?


El anuncio nacional –aún no se conoce la letra de la resolución de CABA, aunque está confirmada por funcionarios del gobierno– alcanzaría a los que cobran de sueldo bruto entre 50 mil y 80 mil pesos entre julio y agosto y a los de 80 mil y 90 mil entre agosto y septiembre. No estarían alcanzados por esta medida ni los trabajadores de salud, ni de la policía o Desarrollo Social.


La medida del gobierno de Rodríguez Larreta es peor incluso que a nivel nacional y algunas provincias. Para ser gráficos con el zarpazo, aproximadamente el cuadro sería el siguiente:



Maestra de Grado Jornada Completa sin antigüedad, sueldo bruto de $73.060. Cobrará en mano un sueldo de $65.600 y el SAC (aguinaldo) en cuotas, una mitad el 15/7 y la otra el 15/8.


Maestra de Grado Jornada Completa, con antigüedad de 10 años y sueldo bruto de $76.838. Cobrará en mano un sueldo de $65.600 y el SAC en cuotas, una mitad el 15/7 y la otra el 15/8.


2 cargos de Maestra de Grado Jornada Simple, con un salario bruto de $73.466. Cobrará en mano $65.600 y el SAC en cuotas, una mitad el 15/7 y la otra el 15/8.


2 cargos de Maestra de Grado Jornada Simple, máxima antigüedad, con un salario bruto de $98.428. Cobrará en mano $91.322 y el SAC en dos cuotas: una mitad el 15/8 y la otra el 15/9.


Organizar la defensa del salario


Esta avanzada contra el salario contrasta con los enormes recursos económicos que se están comprometiendo para el pago de la deuda externa. Las jubiladas/os fueron las primeras víctimas, al cambiar el gobierno el cálculo de la movilidad por decreto. Los desocupados y trabajadores precarizados están sin ingresos o con un IFE (Ingreso Familiar de Emergencia) limitado y, ahora, vienen por los salarios de los estatales.


La impostura de la CGT-UDA, que ha firmado las suspensiones con rebajas salariales, de llamar a un “apagón” para el 22, no engaña a nadie. Aunque refleja las presiones y reclamos desde las escuelas. Lo mismo con sindicatos menores, que le firman todo a Larreta.


El reclamo de UTE, sumándose a este apagón virtual en Capital, mientras en la provincia de Buenos Aires y a nivel nacional la Ctera no hace nada, también refleja por un lado las presiones de la docencia, pero por otro el pacto que mantienen como central –CTA y Ctera- con el gobierno de Alberto Fernández. Reclamamos que los sindicatos sean independientes del Estado. Corresponde entonces que UTE llame a un paro y abra paso, junto a la Ctera, a una acción nacional.


En este marco, la iniciativa de Ademys para el 22, que también los Sutebas multicolores están impulsando como parte del sindicalismo combativo e independiente, tiene el objetivo de apoyar el justo reclamo con acciones concretas: paro virtual, llamamiento a los sindicatos a una acción unitaria y una asamblea común de toda la Capital para ver cómo enfrentamos este ajuste en medio de una crisis económica y social y el impacto del crecimiento de la pandemia en Capital y en la región del Area Metropolitana.


Reunamos a los cuerpos de delegados por escuela y hagamos de esta acción del 22 el comienzo de un plan de acción con otros sectores de trabajadores, para defender el trabajo, el salario, y la salud.


 

También te puede interesar:

Ninguna medida efectiva para frenar, prevenir y parar el descontrol de casos que promedian los 3.500 diarios en el distrito.
El problema no es el zoom, es el presupuesto. Organizate con La Causa.
Desde las 10hs, organizaciones del Frente de Lucha Piquetero concentran y realizan un piquete en el Obelisco porteño.
Fue convocado por los sindicatos Multicolores de los Sutebas Combativos en la provincia de Buenos Aires y por Ademys en CABA.