Caso Joaquín Paredes: movilización a un año de otro caso de gatillo fácil que conmocionó Córdoba

Este lunes se cumplirá un año de que la policía le quitará la vida a Joaquín Paredes, quien festejaba junto a sus amigues un cumpleaños en la plaza de la localidad de Paso Viejo perteneciente al departamento de Cruz del Eje. Familiares y amigues convocan a una movilización por el pueblo y un minifestival por justicia.

La iniciativa también sale al calor de la lucha colectiva de familias víctimas de la represión estatal. Además, por estos días se desarrollan una serie de murales preparando la jornada aniversario.

Soledad, mamá de Joaquín Paredes en diálogo con Prensa Obrera manifestó: “quiero invitarlos a que nos acompañen este lunes 25 de octubre en la plaza de Paso Viejo a las 16:30 horas al cumplirse un año del asesinato de Joaquín. Marcharemos por las calles del pueblo, pidiendo justicia por Joaco y por todos los chicos que mató la policía. Acompáñanos hoy nos tocó a nosotros, mañana te puede tocar a vos”.

La convocatoria para el próximo lunes se da luego de que agravaran las imputaciones por asesinato a cinco policías involucrados. Un revés judicial para los efectivos de los que fue víctima el joven de 15 años, luego de que algunos de los mismos el poder judicial les concediera la libertad. Un hecho grave, y más cuando testigos de la causa fueron hostigados en varias oportunidades.

Joaquín fue parte de la lamentable lista de jóvenes asesinados por las fuerzas represivas durante el 2020. La policía desde un principio buscó ensuciar a las víctimas, borrar pruebas; y contar con la complicidad del Poder Judicial. La tenaz lucha de su familia fue la que logró romper en parte con la política de impunidad trazando un camino de lucha.

Cabe recordar que los efectivos dispararon más de 102 balas contra les pibes, un caso de gatillo fácil que es expresión de una descomposición de las fuerzas de (in)seguridad. Esto es la esencia del problema. El gobierno de Juan Schiaretti buscó salvar el aparato represor podrido mediante cambios en la cúpula policial, formación de agentes, y hasta fue tema de debate el protocolo de uso de armas.

Sin embargo, al poco tiempo las medidas mencionadas mostraron toda su inviabilidad para que el gatillo fácil no sucede nunca más. Dos femicidios ejecutados por policías en una semana dan cuenta de una caracterización y de la necesidad de luchar para desmantelar un aparato represor descompuesto, a la vez que es necesario que Jueces y Fiscales sean electos mediante el voto popular. Se trata de dos aspectos de un programa de trasformación social, que le ponga fin a la represión estatal.

Justicia para Joaquín, cárcel común a todos los responsables políticos y materiales.

También te puede interesar:

Rechazamos la política de devaluación e inequidad educativas, el ajuste y la precarización laboral.
Pongamos en pie un masivo movimiento estudiantil independiente de los gobiernos.
Decimoséptimo femicidio en la provincia.
Hay denuncias sobre la Policía por atropello, robo, golpizas y hasta la detención de un menor de edad delante de sus padres.