Sociedad

4/1/2024

Primera asamblea de vecinos en La Plata luego de numerosos cacerolazos

Con corte en 7 y 50, unos 300 vecinos deliberaron cómo seguir la lucha contra el plan motosierra de Milei.

Asamblea de vecinxs en La Plata.

Luego de numerosos cacerolazos que se vienen sucediendo desde el 20 de diciembre pasado, cuando Milei anunció el decretazo, este 3 de enero se realizó la primera asamblea autoconvocada de vecinos en La Plata. Cortando la céntrica esquina de 7 y 50, se deliberó sobre cómo continuar la pelea contra el conjunto del plan motosierra de Milei.

Los cacerolazos precedentes se realizaron prácticamente todos los días, con algunas convocatorias muy masivas. Desde allí se cantaba por el paro general, con exigencia explícita incluida a la CGT y las CTA. Al mismo tiempo, los cantos rechazaban el plan motosierra de Milei y se recordaba con nulo cariño a Patricia Bullrich, Luis Caputo y Mauricio Macri. Uno de los cantos destacados de las primeras concentraciones fue el de “piquete y cacerola, la lucha es una sola”, uniendo la pelea con el movimiento piquetero que el 20 logró darle el primer golpe de muerte al protocolo represivo de Bullrich.

Sin dudas, los cacerolazos fueron un impulso para la masiva convocatoria del 27 de enero a la Plaza Lavalle en CABA, con trenes que salieron repletos durante toda la mañana. El paro nacional del 24 y la movilización convocada al Congreso, lejos todavía en el tiempo, aparecen como un objetivo central en este momento y las acciones de lucha planteadas previamente deben servir para masificar la convocatoria de todos los sectores afectados por el decreto, la ley ómnibus y todo el plan motosierra de Milei.

La asamblea de este miércoles estuvo precedida por acciones importantes en la ciudad. En particular el sector de arte y cultura viene de una multitudinaria asamblea en el Teatro Argentino y una masiva asamblea nacional de Unidxs por la Cultura, además de una nueva asamblea el martes 2 de enero en Plaza Moreno. Una nutrida delegación que participó de la asamblea vecinal autoconvocada informó que se realizará un cacerolazo cultural el miércoles 10 en consonancia con una acción federal en el Congreso y en todo el país. Dicho cacerolazo será en 7 y 50, y la asamblea de vecinos votó tomarlo con fuerza.

Además, participaron investigadores del Conicet, que vienen de un masivo abrazo a la sede regional del mismo el viernes pasado. También proyectan una acción para el 17/1, frente al museo de Ciencias Naturales, acción en la que la asamblea votó participar también.

La asamblea vecinal nucleó diferentes sectores, y, entre los oradores, se destacaron integrantes de asambleas vecinales de diversos barrios de la Ciudad. Entre ellos, se destacaba la necesidad de seguir impulsando la organización en cada barrio, frente al ataque general del gobierno de Milei y con los reclamos pendientes de cada lugar.

Trabajadores, en particular del Estado provincial, plantearon la necesaria lucha por el salario. Frente al aumento de la nafta, los tarifazos, el incremento de todos los precios de alimentos y distintos productos, la cuestión salarial tiene un lugar central en el escenario actual.

Si bien el capítulo de reforma laboral del decreto recibió un cachetazo unas horas antes de la asamblea, el brutal ataque contra los trabajadores sigue su curso con esos mecanismos de confiscación. No faltaron las luchas contra los despidos, como el caso de los trabajadores del bar León, donde hubo despidos anti-sindicales por parte de la patronal hace unas semanas.

Se hace necesario tomar el paro del 24 de enero en nuestras manos. Llevar el debate para masificar la convocatoria a cada sindicato, a cada barrio, a cada centro de estudiantes y a cada lugar. Hacia esa fecha, tendremos una primera parada masiva el 10 de enero en el cacerolazo de la cultura, y se programan nuevas asambleas y acciones como la del 17 de enero de los becarios de Conicet.